La celebración de la 33ª Copa del América se aleja de 2009

La celebración de la próxima Copa del América está cada vez más lejana. La falta de entendimiento entre los equipos Alinghi y BMW-Oracle ha llegado a una situación de no retorno. Y ello tiene una clara consecuencia: la Copa no se celebrará en el año 2009, como estaba previsto. Aunque no hay confirmación oficial, ACM y Alinghi se verán obligados a retrasar la competición decida lo que decida el juez, ya que al cierre de esta edición Oracle no había retirado su demanda. La sede, en cambio, no tendría por qué peligrar. De momento.

Ambos desafíos, enfrentados en los tribunales, rompieron toda negociación el pasado martes. El Alinghi exigió a los estadounidenses que retiraran la demanda antes de las 17.00 de ayer, hora de Nueva York, (las 23.00, hora española). El equipo de Ellison respondió con una negativa.

Todo quedaba en manos del juez de la Corte Suprema de Nueva York. Si estima que el Club Náutico Español de Vela es válido como Challenger of Record, dará la razón a Alinghi. Pero Oracle, seguramente, apelará. El proceso puede hacerse eterno. Y la competición no podría celebrarse en 2009. Si cree que no es válido, puede ocurrir que Oracle sea el nuevo Challenger y entre él y el Alinghi deban escribir un nuevo protocolo. La sede no tiene por qué peligrar, pero sí las fechas. Todo se retrasaría. También puede resolverse de la forma más estrambótica: ambos desafíos se enfrentarían en el mar. Sería la 33ª Copa del América. El ganador organizaría la siguiente edición. Ambos dijeron que la sede sería Valencia.

Nuevas exigencias

Ayer hubo un nuevo intento por negociar unas horas antes de que expirara el término impuesto por Alinghi. Oracle -con el apoyo de otros tres equipos como el New Zealand, el Origin o el Shosholoza- remitía al equipo de Bertarelli un nuevo documento con nueve puntos sobre la normativa de la competición que querían que fueran modificados.

El defender ni siquiera se molestó en estudiarlos. El sindicato de Bertarelli ya no toma en serio las exigencias de Ellison. Desde que se iniciaran las negociaciones por un acuerdo que evitara los tribunales, Oracle ha respondido a cada gesto de los suizos con nuevas exigencias. La sentencia judicial decidirá sobre el futuro de la Copa.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Sobre la firma

Nadia Tronchoni

Redactora jefa de la sección de Deportes y experta en motociclismo. Ha estado en cinco Rally Dakar y le apasionan el fútbol y la política. Se inició en la radio y empezó a escribir en el diario La Razón. Es Licenciada en Periodismo por la Universidad de Valencia, Máster en Fútbol en la UV y Executive Master en Marketing Digital por el IEBS.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS