Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Hereu afirma en Esade que "los valores dan sentido a la vida y a las empresas"

El alcalde de Barcelona, Jordi Hereu, defendió ayer cinco ejes para garantizar su concepto de ciudad y basó la acción de las personas en la posesión de valores. Durante una conferencia en la escuela de negocios Esade, que celebra 50 años de su nacimiento, el alcalde dijo que los cinco elementos esenciales para "garantizar la ciudad" son: reglas de juego comunes, es decir, "derechos y deberes"; alta calidad urbana, o sea, la ciudad "en condiciones"; una lengua común, aunque "la plaza es ahora global y existen muchas lenguas"; "una ciudadanía para garantizar la idea política del espacio público", y finalmente, tener "valores compartidos".

Esade, dijo el alcalde, ha querido "sumar a las capacitaciones estrictamente en el ámbito de la empresa una determinada formación en valores que prepara al alumno para ser competente, pero también para tener espíritu crítico, coraje y compromiso cívico, para ser socialmente responsables". "Los valores -añadió Hereu- "son de hecho, la base de mi vocación y mi acción política. Sin determinadas convicciones, sin un compromiso cívico de origen, me costaría explicar mi dedicación política". Según Hereu, "los valores dan sentido a la vida. Y también dan sentido a las empresas o a ciertas empresas", destacó Hereu, que recordó que él mismo fue alumno de Esade hace dos décadas.

El alcalde destacó que el diario The Wall Sreet Journal ha considerado a Esade la primera escuela de negocios de ámbito internacional, basándose en encuestas a 4.500 empresas de todo el mundo que reclutan titulados en MBA. También que Barcelona es la cuarta mejor ciudad europea para hacer negocios, según la consultora Cushman & Wakefield.

En el acto, el director general de Esade, Carlos Losada, repasó la historia de la escuela y destacó la innovación, los valores, el compromiso y la modernización como algunos de los ejes de actuación de la entidad.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 30 de octubre de 2007