Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Xunta promueve con relatos el uso del gallego en las fuerzas de seguridad

Las dependencias de la Guardia Civil y la policía autonómica y Nacional recibirán de forma gratuita una selección de cuentos escritos en gallego, con los que la Secretaría Xeral de Política Lingüística y la Consellería de Presidencia pretenden fomentar el uso de esta lengua entre los cuerpos y fuerzas de seguridad. Esta campaña, titulada Contos de Agardar, reúne 11 relatos breves de otros tantos escritores gallegos que, con temática policial, pretenden normalizar el uso del gallego en las oficinas de estos organismos.

Marisol López, secretaria general de Política Lingüística, aseguró que el gallego "es la lengua habitual entre los guardias", pero que "es normal que se produzca un cambio de idioma" en el ámbito formal. "El gallego es una lengua válida para prestar declaración y renovar el carné", dijo López, que además reivindicó la normalización de su uso.

A las oficinas gallegas llegarán un total de 60.000 ejemplares de estos cuentos. En esta campaña participan escritores como Rosa Aneiros, Helena Villar, Antón Riveiro o Salvador García Bodaño; incluso el propio jefe superior de Policía de Galicia, también escritor, participa con el relato A ben dos demáis.

Para la puesta en práctica del uso del gallego entre las fuerzas de seguridad, el conselleiro de Presidencia, José Luis Méndez Romeu, opinó que en Galicia existe la ventaja de que "los cuerpos policiales están formados por personas de nuestro país que conocen nuestra lengua, lo que facilita mucho el trabajo". Para el conselleiro, esta iniciativa tiene como objetivo proporcionar las herramientas necesarias para que la utilización de la lengua en la policía o la Guardia Civil "no sea difícil de hacer o signifique un trabajo complementario". Méndez Romeu afirmó que las tasas de seguridad pública son "mucho mejores" que las de España y Europa y que ahora se trata de que ese "buen trabajo" se pueda trasladar también a la atención al público, de forma que los profesionales "se sitúen siempre en el punto de vista del ciudadano".

El conselleiro resaltó que la pluralidad lingüística gallega "es una herencia de la que podemos estar satisfechos". Aunque introduce un "desafío" a la hora de organizar la convivencia y la Administración, también proporciona, asegura, un "enriquecimiento" social. Esta iniciativa se reforzará con la próxima firma de un protocolo de colaboración entre Política Lingüística y la Dirección General de la Policía Nacional y la Guardia Civil.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 27 de septiembre de 2007