Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Análisis:A LA PARRILLA

Paparazzi

La palabra procede de Fellini (La dolce vita), y el libro de estilo de EL PAÍS decía que era una redundancia escribir "paparazzi italianos". ¿Lo sigue siendo? El décimo aniversario de la muerte de Lady Di ha traído imágenes inéditas y un enjambre de paparazzi visiblemente multicultural. Así, en Diana, testigos en el túnel, el reportaje de Channel 4 que los hijos de la princesa intentaron parar y aquí dio el jueves Antena 3, los fotógrafos, verdaderos protagonistas, venían de todos los países, excepto de Italia. Ágil, conciso, pero no siempre objetivo, se trata de un documental que trata de exculpar a los fotógrafos que aquel 30 de agosto persiguieron hasta su muerte a la pareja de amantes. Centrado en los minutos cruciales trascurridos desde el choque en el túnel de Alma hasta la llegada de los primeros auxilios, quedaba claro en la minuciosa reconstrucción que los paparazzi no iban tirando fotos junto al automóvil; ¿les quita eso la culpa? Di y Dodi huían de su permanente acoso, y no les ayudó tampoco en la carrera fatal las copas que se había tomado el conductor.

La princesa Diana: cintas secretas (Localia) ha sido de todos los programas conmemorativos vistos esta semana el más ecuánime y completo, pero al estar centrado más en el ascenso que en la caída de la infortunada lady resultó menos llamativo que los que polemizaban sobre su muerte: como Diana, los últimos días, otra producción británica emitida en la madrugada del viernes por La Sexta con una hora de retraso sobre el horario anunciado y el hándicap de que prácticamente a todos los entrevistados ya los habíamos visto un día antes decir las mismas cosas en Antena 3. En la espera, Tele 5 hizo, yo creo, un audaz ejercicio de contra-programación, dedicando Hormigas blancas a una reconstrucción de la vida de otra víctima, por suerte aún viva, de los paparazzi: Marisol. En medio de la maraña de sus noviazgos preparados (con el Dúo Dinámico, ¡con el bailarín Antonio!), le hacían a la niña prodigio una entrevista: "Si no fueras actriz, ¿qué te gustaría ser?". Y Marisol respondía: "Periodista, como tú".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 1 de septiembre de 2007