El consejo de RTVE autoriza la construcción de una nueva sede

Fernández recibe luz verde para vender Prado del Rey y el 'Pirulí'

Televisión Española hará la mudanza. La cadena pública abandonará la histórica sede de Prado de Rey y las instalaciones de Torrespaña -el famoso Pirulí- para trasladarse a una nueva sede. El Consejo de Administración de RTVE aprobó ayer por unanimidad el proyecto anunciado por su presidente, Luis Fernández. Sólo avanzó que el futuro edificio se ubicará "en torno a la ciudad de Madrid".

Fernández presentó ayer al consejo un informe con los primeros pasos de la compañía para poner en marchar el traslado de TVE y RNE. Para abordar el proyecto, se creará una comisión que velará por el cumplimiento de "las directrices y objetivos marcados para la construcción del edificio y sus dependencias".

La llamada Oficina del Proyecto de la Nueva Sede se encargará de "todas las tareas precisas para la disposición y reutilización urbanística de los terrenos en los que radican actualmente las instalaciones, así como de todo lo concerniente a la nueva sede", según RTVE.

Uno de los primeros pasos será la negociación de un convenio urbanístico con la Comunidad de Madrid y con los ayuntamientos afectados. La empresa estatal no ha dado a conocer la localidad en la que se ubicará su próxima sede. Sólo anuncia que estará "en torno a la ciudad de Madrid". De modo que en esta primera fase se trataría de pactar con los municipios de Pozuelo de Alarcón, en cuyo territorio se levanta Prado del Rey, y de Madrid, donde se alza Torrespaña y los Estudios Buñuel.

Inaugurada en 1964, Prado del Rey es el principal centro de producción de programas de TVE y la sede de RNE. Ocupa un terreno de 180.000 metros cuadrados. Torrespaña, a las faldas de la autovía de circunvalación M-30, se extiende a lo largo de 30.000 metros cuatrados. La estrella de ese complejo, inaugurado en 1982 para la cobertura del Mundial de fútbol, es la torre de transmisión (el Pirulí), que no es propiedad de TVE sino de Abertis.

"Edificio emblemático"

El grupo audiovisual, que acaba de cumplir 50 años, afirma que su objetivo es "renovar las instalaciones históricas de RTVE y reubicarlas para racionalizar los recursos inmobiliarios y hacer más efectiva la gestión". Además, considera que el nuevo edificio "superará la dispersión de centros y áreas de trabajo".

Fernández anunció su intención de encargar la futura sede a un arquitecto de prestigio y, en sus primeras conversaciones con los miembros del consejo, citó el nombre de Catatrava. RTVE aspira a que sea "un edificio emblemático, una obra diseñada y creada por alguno de los grandes arquitectos".

El nuevo emplazamiento se basa en los principios de "austeridad, funcionalidad, eficacia y rentabilidad social y empresarial, ya que unificará, en un solo edificio, todas las instalaciones de RTVE en la Comunidad de Madrid".

Los sindicatos no están muy convencidos de estas bondades. CC OO considera que el cambio no está justificado y que supondría mayores complicaciones para el grupo. "Plantear ahora ese asunto parece un oportunismo cuando las arcas del Estado han pagado la reestructuración de la empresa", afirma el sindicato.

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0029, 29 de mayo de 2007.