Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Análisis:BOLSAS

Volatilidad elevada

La dinámica interna de los mercados de valores se ha convertido en una especie de carrera de relevos debido a la acción de la inversión a corto plazo, que está marcando la pauta al resto de los inversores.

Al margen de resultados empresariales, expectativas y operaciones corporativas, la inversión a corto se marca objetivos de precios muy concretos en cada valor, produciendo salidas imprevistas en mitad de un recorrido que se esperaba más largo y tomas de posiciones inesperadas cuando la mayoría apuesta por la caída. El resultado final es un importante incremento de la volatilidad y una aparente ausencia de dirección para el conjunto del mercado cuya explicación técnica se resume en la expresión "movimiento lateral amplio", una especie de "cajón de sastre" en el que es fácil encontrar lo que se busca.

Para los que prefieren el análisis fundamental, la explicación de la falta de definición del mercado estaría en los desajustes que provocan los diferentes ritmos de crecimiento económico entre Estados Unidos y la eurozona.

Ayer mismo, en Estados Unidos se confirmaba el enfriamiento del sector inmobiliario con los resultados de Lennar Corp., una de las mayores empresas de construcción de viviendas, en el primer trimestre, con una caída del 73% del beneficio neto y el anuncio de la imposibilidad de cumplir los objetivos de beneficios para este año. Al tiempo, el índice de confianza de los consumidores caía a 107,2 puntos en marzo, desde los 111,2 de febrero. Por el contrario, en Alemania el índice de confianza empresarial de marzo subió siete décimas, hasta 107,7 puntos.

El Ibex 35 sufrió menos oscilaciones que el día anterior y terminó con un avance del 0,46% y en 14.536,80 puntos, gracias al esfuerzo de los grandes valores en los últimos minutos.

La contratación en el Mercado Continuo fue de 6.046,35 millones de euros.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 28 de marzo de 2007