Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
IV CONGRESO DE LA LENGUA

Rabona, pellas y novillos

LA GENERACIÓN iPod dispone de su propia jerga, algo que siempre ha distinguido a los jóvenes

pero en su caso, además de al sexo y al aprendizaje, va unido a las nuevas tecnologías. El doble lenguaje que distinguía el patio de las clases casi ha desaparecido. Los profesores ya se han acostumbrado a que los tacos se usen habitualmente, pero sorprende comprobar cómo viajan las palabras y mudan los significados. La expresión ¡agüita! -interjección de sorpresa muy de moda en el cinturón urbano de Barcelona

- sería el equivalente al ¡hala! en Madrid, pero en su uso más antiguo -¡agua, agua!- servía para avisar de la llegada de la policía. Pero de ahí a la globalización del lenguaje juvenil queda mucho por andar.

Fumarse las clases se dice hacer campana en Cataluña, hacer rabona en Andalucía, hacer pellas en Madrid, hacer monta en Extremadura, hacer novillos en los tebeos de Zipi y Zape, irse de pinta en México, ratearse en Argentina y hacer cimarra en Chile.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 24 de marzo de 2007