Las minas de origen romano de Arditurri se podrán visitar en verano

El Ayuntamiento de Oiartzun acondicionará 800 metros de galerías

Situado a los pies de Peñas de Aia, Arditurri es un complejo minero que empezaron a explotar los romanos y que mantuvo su actividad hasta 1984. Ahora, el Ayuntamiento de Oiartzun ha adjudicado los trabajos para acondicionar parte de las galerías subterráneas de las que salieron toneladas de plata, hierro y plomo, de manera que a partir del próximo verano puedan ser visitadas por el público.

Arditurri cuenta con más de 15 kilómetros de galerías investigadas, de las que más de dos kilómetros se remontan a la época romana. De hecho, el complejo minero atesora en sus entrañas una galería de drenaje que utilizaron los romanos hace más de 2.000 años para trabajar en el filón de plata sin temor a inundaciones. Esa galería, una de las más importantes que existen en Europa, fue descubierta hace un par de años por los arqueólogos de Arkeolan y los espeleólogos del grupo Félix Ugarte y todavía cumple su función de evacuar el agua de las minas.

El Ayuntamiento de Oiar-tzun ha encontrado en estas investigaciones dos oportunidades: dar a conocer al público la importancia de las minas de Arditurri y, de paso, reforzar los atractivos turísticos de la zona. Por eso, acaba de adjudicar los trabajos para acondicionar parte de las galerías subterráneas y abrirlas al público.

En una primera fase habilitará un tramo de 185 metros, que podrán ser visitados a partir de finales del próximo verano, según las previsiones municipales. Esta intervención inicial tendrá un coste cercano al millón de euros, que será sufragado a partes iguales entre el consistorio de Oiartzun y la Diputación de Guipúzcoa. Posteriormente, los trabajos se extenderán hasta completar un recorrido de 800 metros.

La apertura al público de las galerías en verano se completará con la puesta en marcha de un Centro de Interpretación en el edificio que en su día acogió los laboratorios de las minas. Allí se explicará a los visitantes tanto la importancia del parque natural de Peñas de Aia, un enclave que forma parte de la Red europea Natura 2000 por su riqueza paisajística, su flora y su fauna, como la transcendencia del pasado minero de Arditurri. Y es que en España apenas hay casos de explotaciones mineras que hayan estado activas durante 20 siglos de forma casi ininterrumpida.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción