La banda mantuvo su actividad en Francia y robó 71 coches en 2006

"ETA jamás ha frenado su actividad criminal en Francia", aseguró ayer el jefe de la Subdirección Antiterrorista de la Policía Judicial gala, Fréderic Veaux, durante el juicio que se celebra en París desde el pasado 1 de febrero a siete supuestos etarras. La banda terrorista alcanzó en 2006 su récord de robo de coches en Francia con 71 vehículos sustraídos, una cifra "jamás" alcanzada en el país, según Veaux.

La sustracción de coches, junto con el alquiler de apartamentos y el robo de materiales y explosivos es uno de los indicadores que manejan los expertos franceses para calibrar la actividad de la banda en el país. Desde que ETA decretara un "alto el fuego permanente" en marzo de 2006, 18 presuntos terroristas fueron detenidos, imputados y encarcelados en Francia.

"Esa concepción del alto el fuego es muy relativa en lo que concierne al territorio francés", señaló Veaux. Para el jefe de la Subdirección Antiterrorista de la Policía Judicial francesa

las treguas intervienen en momentos "decisivos" para la organización y le permiten reconstruir sus fuerzas. Veaux explicó que hasta el verano pasado hubo una "calma relativa" en territorio español, pero que luego observó un "clima que se degradaba progresivamente". En su opinión, las "perspectivas de la situación actual son difíciles".

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS