Divorcio de autopistas

El mercado celebra la ruptura Abertis-Autostrade

La anunciada boda entre las concesionarias de autopistas Abertis y Autostrade se ha suspendido antes de llegar al altar. La ruptura, de mutuo acuerdo, ha sido celebrada en el mercado porque el Gobierno italiano, al endurecer el marco legal de las concesiones, obligaba a pagar un sobreprecio por Autostrade. Los contrayentes se han plantado, pero Abertis no renuncia a introducirse en los mercados donde pensaba recalar de la mano del grupo italiano y completar su presencia en el flanco más poderoso del arco mediterráneo. La frustrada operación pone en evidencia las barreras nacionales al libre mercado y deja mal parada a Autostrade.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS