Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Xunta multa a Francisco Rivera por tirar una oreja "con garrapatas"

La Xunta ha impuesto una multa de 150 euros al torero Francisco Rivera Ordóñez por arrojar al suelo la oreja que le fue concedida el pasado 25 de agosto en la Feria Taurina de A Coruña y que, según argumentó el diestro, "tenía piojos y garrapatas". El expediente sancionador abierto por la Consellería de Presidencia acusa al hijo de Paquirri de violar el reglamento taurino y pone en duda que quien se pone delante de un toro pueda sentir pánico ante unos parásitos. "Nadie ha dicho que tuviera miedo", replica el abogado de Rivera Ordóñez, "pero sí asco y repugnancia a sus picaduras".

Según informó el letrado del torero a Europa Press, la Xunta solicitó en un principio 60.000 euros de sanción y seis meses de inhabilitación por el desprecio a la oreja. La multa fue recurrida por el matador y rebajada a 150 euros. Rivera Ordóñez volverá a impugnar la resolución de la consellería porque, a juicio de su abogado, "ni tan siquiera 150 euros merecen ser pagados por esta sanción". Los hechos ocurrieron el pasado 25 de agosto cuando tras su faena en A Coruña, el diestro recibió una oreja. El público pidió la segunda a la presidencia de la plaza, que no se la otorgó. El matador, contrariado, arrojó el trofeo al burladero.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 8 de diciembre de 2006