Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Santander gana 3.216 millones, un 26% más, hasta junio

El Grupo Santander obtuvo un beneficio neto de 3.216 millones en el primer semestre de 2006, un 26,1% más que el mismo periodo del año anterior. Este resultado, superior al previsto por los analistas, coloca al Santander por primera vez en segundo lugar de la clasificación, ya que el BBVA ganó 120 millones más. No obstante, la entidad vasca reconoció que más de mil millones se debían a la venta de participadas, por lo que no eran recurrentes.

El Santander ha logrado este resultado por el incremento del volumen de negocio, especialmente por la filial británica, Abbey, que ganó 491 millones de euros, un 40% más, y la de Iberoamérica, donde el grupo ganó 1.147 millones, un 27% más. La unidad con peor comportamiento ha sido la de banca mayorista, cuyos beneficios brutos han descendido un 1,5%.

Los créditos a la clientela crecieron el 18% (484.442 millones), después de que los préstamos con garantía real -la mayoría hipotecas- crecieran un 18% en España. Los recursos gestionados de los clientes se incrementaron el 11,9% (709.245 millones).

El Santander, como dice su consejero delegado, Alfredo Sáenz, "ha abierto mucho sus mandíbulas porque los ingresos crecen al doble que los gastos". Este crecimiento de los créditos, además de aportar mucho margen al banco, también pasa factura: las provisiones han aumentado un 63%. El Santander ha aprovechado el exceso de provisiones genéricas obligatorias que hay que dotar en España para compensar las dotaciones específicas (aquellas que responden a clientes morosos) de América Latina.

Más morosidad

Sáenz reconoció que el banco ha tenido un incremento de la morosidad en Brasil (tiene una tasa del 5% frente al 0,83% de media del grupo) y en México, en donde también la cobertura es menor. "América Latina es como un niño pequeño. Está creciendo por lo que hay que cuidarle porque es normal que tenga enfermedades hasta sea mayor".

Sáenz, que reconoció que quiere aumentar su presencia en Italia, dijo que la elección de Fernández Ordóñez como gobernador del Banco de España es "acertadísima. Es uno de los mejores servidores públicos que conozco, y le he seguido más de 20 años".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 28 de julio de 2006