De Belle Rosen a Elena

¿Quién no recuerda aquella estremecedora escena de La aventura del Poseidón en la que el personaje de Shelley Winters, Belle Rosen, ex nadadora olímpica ya entrada en años, muere para salvar al que interpreta Gene Hackman, un predicador con crisis vocacional que termina sacrificándose por sus compañeros de catástrofe? Es seguramente la más famosa de la cinta de Ronald Neame, del año 1972, y, por eso, no es de extrañar que en la nueva versión cinematográfica de la novela de Paul Gallico el espectador descubra un curioso guiño justamente a esa secuencia.

En Poseidón, de Wolfgang Petersen, no hay ninguna Belle Rosen, esa anciana judía de La aventura... que viaja con su esposo y cuya máxima ilusión es pisar un día el Israel de sus sueños, pero sí está Elena, encarnada por Mia Maestro, una chica latina que se ha colado en el barco como polizón tras ligar en tierra con un camarero, tripulante del buque. "Los fans de La aventura del Poseidón", comentó ayer la actriz argentina, "verán claras similitudes entre Elena y el personaje de Shelley Winters". Y citó, además, del fatal desenlace de ambas, el hecho de que Belle Rosen anhele llegar a su tierra prometida y Elena a Nueva York, donde su hermano menor, al que adora, está hospitalizado.

Por si fuera poco, Shelley Winters -una secundaria de lujo que falleció el pasado enero- lleva colgada del cuello una simbólica estrella de David, mientras que Mia Maestro luce un crucifijo de plata, signo católico. Este colgante, como verá el espectador, tendrá en determinado momento una misión casi divina.

* Este artículo apareció en la edición impresa del viernes, 14 de julio de 2006.