Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:Fútbol

Un plan quinquenal

El Villarreal presenta a Nihat, ficha a Pirès y negocia con Cani para consolidarse en la élite

En un mundo tan voraz como el del fútbol, el Villarreal muestra dos conceptos que parecen antagónicos: ambición y paciencia. Y trata de dotar de estabilidad al club a partir de la construcción de un equipo sólido cuya estancia entre la nobleza del fútbol español no resulte fruto tan sólo de un periodo de bonanza, y su presencia entre los mejores de Europa quede en un hecho anecdótico y circunstancial. Para ello, ya han empezado los primeros movimientos: fichados Pirès y Nihat, el club negocia con la joya del Zaragoza, Cani. Y cuando el presidente del club, Fernando Roig, da un nombre es porque suele estar atado y bien atado.

Tras ser semifinalista en la Liga de Campeones, el Villarreal arañó a última hora el séptimo puesto en la Liga, lo que le permite disputar la próxima edición de la Intertoto, paso previo a la Copa de la UEFA. Quedar fuera de la Liga de Campeones no ha mermado la ilusión de Roig por crear un club grande. "Alguna temporada estaremos en Europa y en otras tal vez no. Pero el proyecto no estará condicionado por los resultados", dijo Roig en plena dinámica de competición y sin saber el desenlace y dónde quedaría el Villarreal en las dos competiciones que estaba disputando. Por entonces, ya tenía comprometido al primer fichaje para la próxima temporada y que ayer fue presentado en sociedad. Nihat se enfundó ayer por primera vez la camiseta amarilla y esgrimió los obvios motivos por los cuales ha recalado en el club castellonense. "El Villarreal tiene grandes jugadores, un gran proyecto, grandes objetivos y todo lo que un jugador podría pedir". Tras cinco campañas en la Real, el jugador turco, de 26 años, ligado a la entidad castellonense por cinco temporadas, ha quedado prendado por el crecimiento experimentado por su nuevo equipo en los últimos años. La duda es si recuperará el altísimio nivel que exhibió antes de la lesión de rodilla que lo prostó varios meses en la pasada campaña.

La visión de Roig es en perspectiva. Un proyecto a cinco años con un presupuesto de 250 millones de euros para dicho periodo y con una apuesta clara por jugadores de calidad que garanticen espectáculo. Y con la premisa básica de lograr objetivos deportivos a partir de un fútbol plástico. Tras Nihat, el próximo en aterrizar en El Madrigal será Robert Pirès. Una vez concluida la final de la Liga de Campeones, el Villarreal ha anunciado el fichaje por dos temporadas del jugador francés de 32 años, que ha finalizado su compromiso con el Arsenal tras perder en la final de la Liga de Campeones ante el Barça. Dos jugadores contrastados a los que se puede sumar Rubén García Calmache Cani.

El capitán del Zaragoza, a sus 24 años, ha sido uno de los jugadores revelación de la temporada que se acaba de cerrar. El Villarreal ha tratado de convencer a los dirigentes del Zaragoza, club con el que el jugador tiene un año de compromiso. Su cláusula de rescisión es de cerca de ocho millones y medio de euros. El centrocampista nacido en la capital aragonesa se ha convertido en uno de los futbolistas más deseados del fútbol nacional.

Además de estos jugadores, el Villarreal busca un portero con experiencia - que no siembre el recelo que esta temporada han dejado Barbosa y, en mayor medida, Viera-, y un central con envergadura, que supla las carencias defensivas en el juego aéreo. Tras la marcha de Calleja, Roger y Guayre, que finalizaban contrato y a los que no se les ha ofrecido la renovación, los canteranos Font, Cazorla y Arzo se marcharán cedidos. El técnico, el chileno Manuel Pellegrini, quiere que sumen minutos y madurez en otro club de Primera.

"Queremos una plantilla corta de 19 o 20 jugadores de gran nivel para hacer un grupo competitivo", concluye Roig. De ahí el esfuerzo que se va a realizar en los refuerzos, manteniendo, a ser posible, a los Riquelme, Forlán y compañía, sin descuidar a los productos que salgan de la cantera. Para hacer un proyecto de presente con vistas al futuro. A cinco años. Es un plan quinquenal.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 19 de mayo de 2006