Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:ESCAPADA

Los avatares de un castillo

Excursión al enclave navarro donde nació san Francisco Javier

Viajero y predicador, llegó a la India, Ceilán y Japón. Nacido el 7 de abril de 1506, el castillo familiar es el epicentro de los actos de su V Centenario. Y una buena excusa para visitar el pre-Pirineo de Navarra.

Los actos del Centenario tendrán su epicentro en el castillo familiar de Javier. Esavierre ("casa nueva", en euskera) no era más que una torre defensiva en el siglo XI. Cuando por diversos avatares pasó a manos de la familia, el padre de Francisco de Javier tenía claro que el baluarte había perdido su valor defensivo, así que hizo construir el llamado Palacio Nuevo (donde nació Francisco). Y más lo perdió cuando el muchacho contaba apenas diez años: sus dos hermanos mayores habían luchado contra Fernando el Católico, por lo que fueron condenados a muerte (luego indultados), y el propio cardenal Cisneros pactó con la madre (ya viuda) la demolición de las partes altas y de las almenas.

Desde que el jesuita Francisco de Javier murió en la isla de Sancián, cerca de Cantón, el 3 de diciembre de 1562, el aposento donde había nacido empezó a venerarse. A pesar de lo cual el castillo ofrecía un aspecto ruinoso al acabar el siglo XIX. La duquesa de Villahermosa, emparentada con el santo, empeñó sus joyas para restaurar el edificio. Lo hizo según el gusto de la época: recreó con cierta libertad el castillo medieval y levantó una basílica sobre la santa capilla. El arquitecto, Ángel Goicoechea, tardó un lustro (1896-1901) en terminar un pastiche neo (románico, gótico y bizantino), al que no faltaba un campanario de estilo fantasioso.

En 1952, José María Recondo se encargó de restaurar la restauración: echó abajo la torre espuria (so pretexto de que tenía grietas), descubrió los fosos, y con los sillares que los colmataban devolvió al castillo su aspecto medieval. Las obras para este V Centenario han saneado las humedades, se ha dotado al edificio de calefacción y aire acondicionado, se han adaptado las antiguas caballerizas como museo, y se han construido dos edificios nuevos: el Auditorio Juan de Jasso, del arquitecto Antón López de Aberasturi, con 1.200 plazas, y el Archivo Georg Schurhammer (el jesuita alemán, primer biógrafo de Francisco Javier, reunió unas 25.000 imágenes y 350 libros). Aparte de estas novedades, los visitantes podrán ver de nuevo los grandes lienzos de Godofredo Maes (que habían sido retirados por las humedades) y otras pinturas del siglo XVII, una colección de kakemonos del XIX (pinturas japonesas en seda); la sala grande, donde se desarrollaba la vida familiar, y la torre y capilla del Cristo, donde se encuentra un crucifijo gótico y murales de la misma época.

Una marcha a pie

A todo ello se une la tradición de las Javieradas, marchas a pie, desde todos los puntos de Navarra, para confluir en la villa de Javier al final de la "novena de la gracia", nueve días (del 4 al 12 de marzo) en que se pide una gracia o favor al santo. Días de exaltación religiosa que arrancan de lejos (parece que la primera marcha se hizo en 1886, con motivo de una peste), pero cuajaron en su fórmula actual a partir de 1934, y luego, durante los años más combativos del nacionalcatolicismo franquista. Las anécdotas referidas a esos tiempos pueden conmover o poner los pelos de punta, según.

Ahora soplan otros vientos. Y, en cualquier caso, el Centenario va a contribuir a subrayar las excelencias del paraje pre-Pirenaico de Javier en la que bien podría llamarse "ruta de los milagros": las filigranas románicas, a escasos minutos, de Sangüesa y Leyre; sus reliquias y leyendas, o los matices cromáticos de las fozes de Lumbier y Arbayún son también un milagro, de arte y naturaleza.

GUÍA PRÁCTICA

Actos del Centenario- www.javier2006.com. Página web oficial con noticias sobre el centenario y programa de actividades (conciertos, exposiciones, teatro).- Castillo de Javier (948 88 40 00). Visitas: De 10.00 a 13.30 y de 15.30 a 17.30 horas. Precio: Adultos, 2 euros; niños, 1.Dormir- Hotel Nobles de Navarra (948 87 75 20; www.hotelnoblesdenavarra.com). Cuesta Zapata, 5. Aibar. Recomendable, a pocos minutos del castillo de Javier. 100 euros la doble.- Hotel Xabier (948 88 40 06; www.hotelxabier.com). Plaza de Javier, s/n. Frente al castillo. La doble, 65 euros más IVA (sin desayuno). También servicio de restaurante. Menú, 17 eurosComer- Hotel El Mesón (948 88 40 35). Plaza de Javier, s/n. Menú, 14 euros. - Casa Zabaleta (629 28 88 33). San Ginés s/n. Asador. Menú, 9 euros.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 31 de diciembre de 2005

Más información