Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Amor califica como un hito el acuerdo suscrito entre el Gobierno central y la UE sobre lenguas cooficiales

La consejera de Cooperación y Participación, Gema Amor, calificó ayer como "un hito muy importante" para la Comunidad Valenciana y la defensa de sus señas de identidad el acuerdo que suscribieron ayer el Gobierno central y el Consejo de la Unión Europea (UE) sobre el uso de las lenguas cooficiales españolas en varias instituciones comunitarias. Según explicó la consejera, este acuerdo garantiza el uso de la lengua de los valencianos "en igualdad de condiciones que el resto de lenguas cooficiales" en la Eurocámara. En ese sentido, Alberto Navarro, secretario de Estado para la Unión Europea, que presentó la petición de España al Consejo, aseguró hace unos días que "se podrá hablar en catalán-valenciano, gallego y euskera" en el próximo pleno del Comité de Regiones.

Amor anunció que el jueves el Consell mantendrá una reunión con el Ministerio de Asuntos Exteriores, cuyo titular es Miguel Ángel Moratinos, para perfilar y aclarar los temas relativos a la aplicación de este acuerdo, y adelantó que la Generalitat colaborará "en todo lo necesario para el cumplimiento de los acuerdos con el más absoluto respeto a la legalidad vigente". Estas intenciones anuncian que el Consell da por cerrado el enfrentamiento que hasta ahora había mantenido con el Gobierno central al respecto.

Las presiones del Consell al Gobierno para que desgajara el valenciano del catalán tuvieron su máxima expresión en la presentación del memorando sobre las lenguas cooficiales españolas ante la UE, a finales de 2004, cuando Moratinos, solicitó ante el Consejo que la lengua que se denomina valenciano en la Comunidad Valenciana y catalán en Cataluña y Baleares fuera reconocida oficialmente en Europa. El Consell entonces anunció que recurriría ante el Tribunal Supremo el memorando al considerar que vulneraba la legalidad vigente en España respecto a la denominación oficial del valenciano.

En junio de 2005 el Consell acogió con satisfacción el acuerdo de la Unión Europea que reconocía legalmente el uso de las lenguas cooficiales españolas en las instituciones comunitarias, pero reiteró que mantendría los recursos judiciales interpuestos contra el memorando porque reflejaba la unidad del valenciano y el catalán.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 8 de noviembre de 2005