Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Audiencia Nacional juzga por sorpresa al talibán español

La Audiencia Nacional juzgó ayer por sorpresa a Hamed Abderrahaman Ahmed, Hmido, conocido como el talibán español, y para el que el fiscal solicita nueve años de prisión por delito de integración en banda armada.

Fuentes de la Audiencia aseguran que el juicio estaba señalado desde el 22 de julio, pero la Fiscalía precisa que no tuvo conocimiento de la vista hasta ayer por la mañana. El fiscal encargado del caso era Pedro Rubira, el mismo del macrojuicio contra los presuntos integrantes de la célula española de Al Qaeda, pero se encuentra de vacaciones todavía, y el teniente fiscal, Jesús Santos, que además es coordinador de la Fiscalía para terrorismo islámico tuvo que hacerse cargo de la vista.

El fiscal acusa a Hamed Abderrahaman, nacido en Ceuta y que ayer cumplió 31 años, de un delito de integración en banda terrorista y recuerda que el propio acusado reconoció al juez Baltasar Garzón, el 26 de febrero de 2004, cuando fue entregado por Estados Unidos tras permanecer dos años en la base norteamericana de Guantánamo (Cuba), que en 1998 había decidido hacer la guerra santa con el régimen de los talibanes.

Ayer, sin embargo, Abderrahaman, en libertad provisional, se negó a responder al fiscal y a preguntas de su defensor, Marcos García Montes, rechazó que hubiera decidido hacer la guerra santa y aseguró que en Afganistán no recibió instrucción sobre cómo manejar armamento pesado, en contra de lo que había declarado ante el juez Garzón.

El presunto jefe de la célula española de Al Qaeda, Imad Eddin Barakat, Abu Dahdah, declaró en calidad de testigo y afirmó que no conocía al talibán español. El juicio se reanudará el día 29.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 23 de septiembre de 2005