_
_
_
_

El consumo apenas se resiente

El incremento de los precios de los carburantes no amedrenta a los usuarios, que tan sólo han disminuido ligeramente su consumo. La demanda global de productos petrolíferos por parte de los españoles en la primera mitad de 2005 aumentó un 4% respecto al mismo periodo del año anterior, ligeramente por debajo del 4,5% que crecieron en el primer semestre de 2004.

Sin embargo, en los últimos 12 meses (junio de 2004 a junio de 2005) el aumento sólo ha sido del 2,8% lo que prueba la desaceleración, según los datos del Boletín Estadístico de Hidrocarburos del Ministerio de Industria.

Por productos, destaca el aumento del consumo del gasóleo de automoción, que creció un 5,5% en los últimos 12 meses hasta los 33,88 millones de toneladas.

Paralelamente, cayó el consumo de gasolinas un 5,3% hasta los 7.510 millones de toneladas.

Ambos datos constatan el imparable avance del uso del diésel en el parque automovilístico español, en el que más del 65% de los coches utilizan este combustible.

También destaca el aumento del consumo de queroseno, que ha aumentado un 10,5% en el último año, como consecuencia del auge del transporte aéreo, con récord de pasajeros en los aeropuertos. El consumo de fuelóleos aumentó un 5,3%.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_