La producción de opio en Afganistán disminuye por primera vez desde 2001

La producción de opio en Afganistán ha disminuido este año por primera vez desde la derrota del régimen talibán en 2001, con una caída de la superficie cultivada del 20%, anunció ayer en Kabul el director de la Oficina de lucha contra la droga de Naciones Unidas, Antonio María Costa. A pesar de este descenso, el volumen producido sólo se redujo en un 2,4%, debido a condiciones climatológicas favorables. Afganistán sigue no obstante produciendo el 87% de la heroína derivada del opio del mundo.

El cultivo de opio afgano, que representa el 60% del Producto Interior Bruto del país -contabilizando su cultivo legal e ilegal-, disminuyó drásticamente bajo el régimen talibán y desde su caída no había cesado de aumentar.

La estimación de la ONU, basada en imágenes por satélite y en visitas a 2.200 campesinos, muestra una "inversión de tendencia frágil y que puede fácilmente ser invertida", indicó Costa. Para que se mantengan los buenos resultados abogó por una mejor distribución de los 410 millones de euros prometidos por la comunidad internacional para la lucha contra la droga para 2005 y 2006. Costa estima que la burocracia absorbe una parte excesiva de una suma que debería dirigirse de modo más eficaz a los campesinos para alentarles a abandonar los cultivos prohibidos.

Únete ahora a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites
Suscríbete aquí

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción