El director de la CCRTV juzga "no acertada" la participación como cronista de Bargalló en TV-3

El director general de la Corporación Catalana de Radio y Televisión (CCRTV), Joan Majó, consideró que la participación del primer consejero, Josep Bargalló, como comentarista invitado en la retransmisión de los campeonatos de fórmula 1 del pasado domingo en TV-3 "no fue una decisión del todo acertada, aunque de ninguna manera merece las críticas que ha recibido". Asimismo, Majó afirmó que este hecho no implicará consecuencias que afecten a los responsables de deportes de TV-3, como había solicitado Convergència i Unió, que pidió destituciones.

Más contundente se pronunció el Comité Profesional de Televisió de Catalunya (TVC), que "lamentó" la intervención de casi tres horas del dirigente republicano en la cadena autonómica, que juzgó "desproporcionada". La decisión fue "un error" y "contribuye de manera negativa a la imagen de politización de TVC", concluyó.

Los empleados también dirigieron sus críticas al departamento de deportes de la cadena, que respaldó la participación de Bargalló por "ser un personaje relevante en el mundo del motor", ya que el primer consejero preside el Consorcio del Circuito de Cataluña. "De ninguna manera, los conocimientos o las aficiones de Bargalló pueden justificar su presencia continuada para comentar en directo la carrera de fórmula 1", señalaron en un comunicado. Los trabajadores volvieron a reclamar la reforma de la ley de la Corporación Catalana de Radio y Televisión (CCRTV) "para despolitizar definitivamente los medios de comunicación públicos de Cataluña".

Por su parte, Bargalló se defendió ayer de las críticas al segurar que es "un hecho normal que un programa deportivo invite al presidente del consorcio del Circuito de Cataluña". El primer consejero recordó que en su intervención no hizo "comentarios políticos y partidistas" y enmarcó las censuras de la oposición al "nerviosismo". En este sentido, citó al presidente de la Generalitat, Pasqual Maragall, que definió julio como un "mes de infarto".

Por su parte, el presidente del Consejo Audiovisual de Cataluña, Francesc Codina, confirmó ayer que el organismo que preside "estudiará la presencia de Bargalló" en la retransmisión deportiva de TV-3, después de recibir la petición del grupo parlamentario de CiU. Desde las filas nacionalistas ayer se volvieron a pedir "responsabilidades políticas" porque, en su opinión, el tripartito somete a la CCRTV a una "injerencia" constante.

Todos los partidos catalanes, incluso los que integran el Gobierno tripartito, criticaron que la retransmisión del campeonato de automovilismo significara que el informativo del mediodía de TV-3 comenzara casi una hora y media más tarde de su horario habitual.

* Este artículo apareció en la edición impresa del martes, 26 de julio de 2005.

Lo más visto en...

Top 50