Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Quejas en el barrio de las Cortes por el cierre al tráfico de la zona de Las Letras

La asociación Barrio de las Cortes -que agrupa a un millar de vecinos de ese barrio pero cuyas calles han quedado excluidas de la zona acotada como de "preferencia residencial" por el Ayuntamiento- se reunirá el próximo martes con el gerente de Movilidad, Javier Conde, para reclamarle por enésima vez que extienda a sus calles las restricciones al tráfico impuestas en la zona de Las Letras desde el pasado septiembre y cuya segunda y definitiva fase comienza el próximo 4 de mayo.

"Pertenecemos al mismo barrio, que no se llama Letras sino Cortes, pero a nosotros nos han dejado fuera del área residencial. Y eso significa que todos los coches que no pueden entrar a Las Letras se desvían por nuestras calles y colapsan esta parte del barrio", protesta Carlos Díaz-Guerra, presidente de la asociación.

Los cerca de 1.200 vecinos que reclaman poder disfrutar también del cierre al tráfico privado viven en las calles de Cedaceros, Madrazo, Zorrilla, Jovellanos, Fernanflor y Marqués de Cubas. Las restricciones en el vecino entorno de Huertas (conocido como barrio de Las Letras) y el cambio de sentido de la calle de Sevilla sólo les han traído problemas, según Díaz-Guerra. "Nos han metido nueve líneas de autobuses por Cedaceros, donde antes sólo había una; y los mil vehículos que han dejado de pasar a diario por Las Letras desde que se cerró al tráfico privado pasan ahora por delante de nuestras casas. No es justo", insiste.

Javier Conde reiteró ayer lo que ya ha dicho en otras ocasiones: que el Ayuntamiento está "estudiando" extender la zona de prioridad residencial a esas calles adyacentes, aunque no dio plazos.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 23 de abril de 2005