Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Mariano Sánchez Soler recupera en su último libro la historia de los banqueros que colaboraron con Franco

Cuando van a cumplirse 30 años de la muerte en una cama de hospital el 20 de noviembre de 1975 de Francisco Franco, el periodista alicantino, Mariano Sánchez Soler acaba de lanzar al mercado un nuevo libro que desvela y profundiza en el entramado financiero que colaboró con el régimen franquista. La editorial Obreon, del grupo Anaya, publica Los banqueros de Franco, un trabajo de investigación periodística, que se presentará en Alicante a mediados de abril, y que completa los libros anteriores de Sánchez Soler sobre la cuestión como son, entre otros: Ricos por la patria, que destapó las grandes fortunas del franquismo en España, o Los Franco S.A., basada en la ascensión, enriquecimiento y caída de la familia del dictador. Ahora el autor se detiene en en análisis de algunos de los banqueros que conspiraron contra la República y pagaron los gastos del golpe militar del 18 de julio de 1936. Algunos de ellos sufragaron las compras de armamento, los barcos, las operaciones con Italia y Alemania, incluso "seguros de vida" para los familiares de los golpistas. Desde el Dragon rapide, uno de los aviones más potente en la Guerra Civil, hasta la financiación directa del bando franquista a través de entramados internacionales.

Sánchez Soler se detiene en desvelar cómo a cambio de estas operaciones, en plena Guerra Civil, desde el cuartel general de Burgos, este grupo de personas obtuvieron el control del sector bancario, las claves de la economía y el monopolio del sector financiero. "Era el precio por la compra de aviones, transportes, armas para el ejército franquista a través de bancos en el extranjero", explica en el libro. Tras la victoria, Franco los nombró procuradores en Cortes, les concedió honores, medallas y títulos, algunos fueron ministros, pero "siempre fueron por encima de todo banqueros, y formaron parte del círculo íntimo de amistades del dictador", como fueron los March, Barrié, Fierro, Castell, Coca y los banqueros procuradores del Movimiento Nacional: Oriol, Carceller, Gamero, Ridruejo, Aguirre Gonzalo. Hasta configurar todos una oligarquía económica dentro del régimen.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 21 de marzo de 2005