Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Real introducirá tres novedades en los seis minutos del Bernabéu

Madrid / San Sebastián

Hasta tres novedades introducirá José Mari Amorrortu, técnico de la Real Sociedad, para encarar los seis minutos que su equipo disputará mañana en el Bernabéu (18.00, con televisión gratis para los abonados a Digital + y entrada al campo igualmente gratuita), correspondientes al encuentro suspendido el pasado 12 de diciembre, con 1-1 en el marcador, a causa de una amenaza de bomba. Dos de esas variaciones son obligadas, por cuanto Alkiza y Xabi Prieto no podrán actuar al haber sido sustituidos durante los 88 minutos disputados, circunstancia en la que también se encuentra el madridista Figo, por quien entró Owen. Karpin y Mikel Alonso serán los relevos de Alkiza y Prieto, mientras López Rekarte, que tampoco jugó el partido, entrará en lugar del lateral Zubiaurre.

Los jugadores de la Real, que ayer se refirieron a la insólita situación que vivirán mañana en el Bernabéu, aseguraron que se plantean el partido "como si durara 90 minutos". Así se expresó Nihat, autor del gol que supuso el momentáneo 1-1, y que afirmó que "pueden pasar muchas cosas". "Todos hemos visto cómo en unos minutos se ganan y se pierden partidos. E incluso títulos", enfatizó el turco antes de calificar la cita de "mini partido". Su compañero, el central Labaka, agregó que si su equipo sale a pasar el tiempo "éste se hará eterno".

Menos claro parecen tenerlo algunos jugadores madridistas. Al menos , así se desprende de las declaraciones del central argentino Samuel, que fue rotundo al ser preguntado por la manera de encarar el choque. "No tengo ni idea de cómo se tiene que afrontar una cita así", declaró antes de añadir: "No sé si hay que salir al ataque, sin mirar atrás, porque es la primera vez que me toca jugar un partido de seis minutos. Supongo que habrá que hacer un calentamiento como si fuera un partido normal. Nuestra idea es tratar de ganar, porque estamos muy lejos del Barcelona", agregó el argentino, que podrá jugar estos seis minutos antes la Real, pero no así el derby del próximo domingo ante el Atlético por culpa de las amonestaciones.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 4 de enero de 2005