Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Guardia Civil detiene a siete integrantes del clan Antón en Barbate

La Guardia Civil detuvo ayer en Barbate (Cádiz) a dos nuevos integrantes del conocido como clan Antón por su relación con el narcotráfico. Esto se suma a los cinco que fueron llevados a prisión el pasado miércoles por la noche cumpliendo la orden del presidente de la Audiencia Provincial de Cádiz, Lorenzo del Río, después de que el Tribunal Supremo haya ratificado la sentencia por la que fueron condenados los integrantes de esta red de narcos que operaba en la provincia de Cádiz.

El alto tribunal confirmó el fallo emitido en septiembre de 2002 por la Audiencia de Cádiz, que condenaba al narcotraficante Antonio Vázquez Gutiérrez, conocido como Antón hijo, a seis años y nueve meses de cárcel, y a penas diversas al resto del clan familiar que operaba con él por un delito contra la salud pública por un tráfico de hachís en las costas barbateñas y de la provincia de Cádiz.

Antón, su padre y otras 16 personas fueron detenidos en marzo de 2000 en la denominada Operación Espejo, en la que fueron decomisados 1.500 kilogramos de hachís y se desmanteló esta organización.

La Guardia Civil desplegó desde hace unos días un dispositivo, por orden de la Audiencia Provincial para localizar a los miembros del clan. Esta actuación ha dado como resultado la detención de siete personas, entre ellos, un hermano y un primo de Antón hijo, quien permanece en prisión desde abril cumpliendo condena por narcotráfico por otra operación tras haber estado en paradero desconocido durante siete meses.

El dispositivo sigue abierto. Se busca también a Antonio Vázquez Carrasco, alias Antón viejo, el padre de Antón hijo, quien está en libertad condicional desde julio de 2003, cuando abandonó la prisión al haber cumplido la mitad de la condena impuesta sin que el Supremo decidiera sobre el recurso presentado por sus abogados.

La coordinadora antidroga Redeín y el PP expresaron ayer su satisfacción por estas detenciones.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 17 de diciembre de 2004