Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:MOTOCICLISMO | Gran Premio de la Comunidad Valenciana, última cita de los Campeonatos del Mundo

El año de las luces

Los españoles cierran la temporada con 54 podios, la mejor marca de su historia

Lo nunca visto. Hasta en 54 ocasiones los pilotos españoles han pisado el podio, un éxito inédito, muy por encima de la anterior plusmarca, firmada el pasado año con 39 presencias en los puestos de honor. El motociclismo español ha vivido su particular año de las luces, logrando 19 triunfos, 15 segundos puestos y 20 terceros, en lo que supone una cosecha sin parangón.

Hace tan sólo dos temporadas, el dominio italiano en el Mundial adquiría caracteres insultantes. En aquella edición, Valentino Rossi y su tropa lograron 25 triunfos por ocho de los corredores españoles. Pero todo cambió el pasado año. Al reinado de Dani Pedrosa en los 125cc se unió la magnífica actuación de Toni Elías en los 250cc y la espectacular irrupción de Sete Gibernau en MotoGP. Cinco triunfos por barba lograron Pedrosa y Elías por cuatro de Sete, a quienes escoltaron Héctor Barberá (dos), Jorge Lorenzo, Pablo y Fonsi Nieto. Total: 19 victorias españoles, una más que las conseguidas por los italianos.

En el pasado Mundial se produjo el vuelco y en el actual la historia se ha repetido casi al milímetro. Diecinueve han sido, de nuevo, los triunfos de los pilotos españoles, la misma cantidad lograda por sus rivales italianos. Sin embargo, en una hipotética clasificación de podios el dominio ha sido español, 54 por 44, al contraro de lo sucedido el año anterior, en el que Italia pisó en 52 ocasiones alguno de los tres cajones por 39 de España.

Como ocurriera el año pasado, el máximo culpable del éxito del motociclismo español ha sido Dani Pedrosa, que ha estado en el podio en 13 de los 16 grandes premios disputados, siete de ellos escuchando el himno español desde lo más alto. Pero aún hay más: los 317 puntos consechados por el piloto catalán son la segunda mejor marca de la historia en la categoría del cuarto de litro, sólo superados por el malogrado Dajiro Kato, que en 2001 se proclamó campeón con 322.

El inicio de Sete Gibernau en MotoGP dejó entrever que, por fin, alguien podría poner en solfa el aplastante dominio de Rossi. Sete encadenó seis carreras subiendo al podio, con dos triunfos, pero sendas caídas en Brasil y Alemania le cortaron las alas. De poco le sirvieron sus posteriores victorias en la República Checa y Qatar. Rossi aceleró como acostumbra y conquistó su cuarto Mundial consecutivo. Eso sí, siempre podrá decir Sete que nunca Rossi lo pasó peor. La diferenca entre ambos en la general, de 47 puntos, es la menor conseguida por el italiano en sus cuatro conquistas.

Hasta diez pilotos españoles han logrado acceder a alguna de las plazas del podio, el mayor número de triunfadores de la historia. En 125cc se escapó el título, que fue para el italiano Andrea Dovizioso, pero se lograron siete triunfos, cuatro de Barberá y tres de Jorge Lorenzo, a lo que hay que añadir el subcampeonato conseguido por el primero. Y en 250cc, a las siete victorias de Pedrosa se unió la de Toni Elías en Portugal. La guinda al año de gracia del motociclismo español la puso Rubén Xaus, que en su primer año en la máxima categoría fue capaz de visitar el podio, en Qatar.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 1 de noviembre de 2004