Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

China sube los tipos de interés por primera vez en nueve años para enfriar la economía

El petróleo reacciona con caídas hasta de dos dólares en Londres y Nueva York

China subió ayer, por primera vez en nueve años y por sorpresa, los tipos de interés con el objetivo de enfriar los motores de su economía, amenazados de sobrecalentamiento. El Gobierno chino aumentó el precio del dinero 0,27 puntos, hasta situarlo en un 5,58%. La subida pretende ponerle riendas a la inflación y asegurar que el alto ritmo de crecimiento no termine en un frenazo. Los mercados de petróleo, que siguen con lupa la evolución de la economía china, reaccionaron a la baja (cayó más de dos dólares en Nueva York y un dólar en Londres). El brent, referencia para Europa, cerró en 48,39 dólares.

El Gobierno chino elevó ayer los tipos de interés en un intento de parar la escalada de la inflación, que comenzaba a ceñirse sobre los brillantes datos de crecimiento económico que viene disfrutando el país asiático. Los tipos de interés para los préstamos a un año de plazo pasaron del 5,31% al 5,58%. Pekín respondió así a la creciente inflación, que alcanzó en septiembre pasado el 5,2%, lo que representa el nivel más alto en los últimos siete años. Analistas del banco de inversión Golman Sachs pronostican que en los próximos tres meses el banco central volverá a aplicar una subida de similar magnitud.

Además de la inflación, el Gobierno teme que la economía termine sufriendo un sobrecalentamiento por el precipitado ritmo de crecimiento. El producto interior bruto (PIB) se ha engordado un 9,5% en los primeros nueve meses del año (9,1% en el último trimestre). Pekín quiere moderar esta cifra y situarla en el 7%, aunque ya ha admitido que este año ese objetivo no se alcanzará.

Esta subida de tipos, sin embargo, puede ser el antídoto que necesitaba la economía china: la última subida de tipos, en 1995, restringió el crecimiento económico de un 12,8% en 1994 a un 7,1% en 1999.

La subida de intereses marca un giro en los mecanismos preferidos en los últimos años por el Gobierno chino para conducir la economía del país. El Ejecutivo del primer ministro, Hu Jintao, ha intentando controlar el crecimiento de la economía restringiendo los préstamos bancarios a industrias específicas, como la automotriz y de la construcción. La perspectiva de un enfriamiento de la economía china permitió que el mercado de petróleo cayera por segunda jornada consecutiva.

"La menor demanda por parte de China es clave para que se frene la subida del precio del petróleo", dijo Deborah White, analista de SG Commodities. China es el segundo mayor consumidor de crudo en el mundo después de Estados Unidos. En Nueva York, el barril texas llegó a retroceder dos dólares. En Londres, por su parte, el brent, referencia para Europa, cayó un 4% al conocerse la noticia y cerró en 48,39 dólares el barril.

Las petroleras, por su parte, han visto sus beneficios dispararse ante la subida del crudo este año. Exxon Mobil, la mayor petrolera privada del mundo, aumentó un 56% sus beneficios en el último trimestre con respecto al mismo periodo del año anterior, hasta alcanzar los 5.680 millones de dólares (4.468 millones de euros).

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 29 de octubre de 2004