Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Crónica:53º FESTIVAL DE SANTANDER | CULTURA Y ESPECTÁCULOS

Dos figuras: Savall y Sokolov

En todo festival de la importancia del santanderino importan tanto los grandes conjuntos y las brillantes representaciones como los recitales. Estos días han subido al escenario de la sala Argenta algunas figuras de noble ejecutoria en su especialidad. Por ejemplo, nuestro compatriota Jordi Savall (Igualada, 1941), para dejarnos algunos de los recuerdos musicales más bellos como fabuloso intérprete del viola da gamba: la admirable Suite al gusto extranjero de Marin-Marais (1656-1728), que fuera alumno del genial Ste. Colombe del que escuchamos una sorprendente fantasía.

Con Jordi Saball actuaron el clavecinista Pierre Hantai y el tiorbista noruego Rolf Lislevand en un programa que incluía las Folías de España de Marin-Marais

y varios títulos representativos de Couperin, el grande, en una evocación musical de la Francia del rey Sol. Música lejana en el tiempo y extrañamente viva en la sensibilidad actual gracias a quienes, como Jordi Savall, han asumido la misión de resucitarla.

Una vez más el público que llenaba la sala Argenta de Santander reaccionó con apasionado entusiasmo.

Individualidad acusada posee también el pianista ruso Grigorij Sokolov (San Petersburgo, 1950), protagonista de un duelo incruento entre Bach y Beethoven. La partita en mi menor y La fantasía en la menor se enfrentaron con las Sonatas número 11 y número 32: humanismo barroco en contraste con el humanismo impulsivo del romanticismo; prodigio de perfección de la partita y fantasía rupturista en la trascendente última sonata.

Intimismo

Todo ello entendido y sentido por Grigorij Sokolov desde un intimismo ensimismado, a través de una concentración que se diría solitaria frente a cada autor y a cada obra. De ahí una cierta distanciación inicial de la audiencia que progresivamente se identifica con el criterio del pianista hasta provocar un éxito claro. En definitiva, Sokolov es una figura sólo comparable a sí misma.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 14 de agosto de 2004