El Madrid debe 8 millones al Inter

El club acuerda el pago con los italianos por incumplir las condiciones del fichaje de Ronaldo

El Real Madrid se ha comprometido a pagar al Inter de Milán ocho millones de euros para dar por zanjado el caso Solari. El acuerdo fue alcanzado ayer con el club italiano ante el Tribunal de Arbitraje Deportivo (TAS) en una reunión mantenida en la sede de este organismo en Lausana (Suiza). El caso Solari surgió tras una denuncia del Inter a la FIFA el pasado mes de septiembre. El club italiano estimó que el Madrid había incumplido una de las condiciones del fichaje de Ronaldo el 31 de agosto de 2002. En ellas se fijó que a los 35 millones de euros acordados se añadirían otros 10 millones más por una opción sobre un jugador a elegir entre el inglés Steve McManaman y el argentino Solari.

Esos 10 millones de euros, según se estipuló, se pagarían en tres plazos: antes del 31 de agosto de 2003, 2004 y 2005. Después se llegó a un nuevo acuerdo. El jugador a elegir sería Solari, con dos condiciones: que no estuviera lesionado y que aceptara las condiciones que le ofreciese el Inter.

Solari no aceptó las condiciones económicas del club italiano, aunque, entre salario fijo y premios por objetivos, eran superiores a lo que el jugador cobraba en el Madrid. Además, se le ofreció un contrato hasta el 30 de junio de 2007, cuando el que tiene vence el 30 de junio de 2004, según fuentes del club italiano.

Solari pidió al Inter el doble de lo que tiene firmado anualmente con el Madrid. Entonces fue el club italiano el que rechazó las condiciones y pidió al Madrid esos 10 millones de euros. El club madrileño no abonó cantidad alguna al aducir que el equipo milanés ofrecía a Solari un contrato con condiciones económicas inferiores a las que tenía en la entidad madrileña. A finales del pasado agosto el Real Madrid envió al Inter un escrito en el que se anunciaba su intento de traspasar a Solari y que el dinero de su venta iría al club milanés. Ello venía a representar implícitamente un reconocimiento de dicha deuda por parte del Madrid.

La denuncia del Inter fue estudiada el pasado noviembre por el Comité del Estatuto del Jugador de la FIFA, que dio la razón al club milanés. El Real Madrid presentó un posterior recurso ante el Comité Ejecutivo de la FIFA, que lo rechazó el pasado 3 de marzo.

En su decisión, el Comité Ejecutivo FIFA mantuvo como válida la decisión adoptada en su día por el Comité del Estatuto del Jugador, que ordenó el pago de los 10 millones de euros por parte del Madrid al club milanés. La decisión, asimismo, establecía que el Madrid debería, en un máximo de treinta días, abonar el primer plazo, los dos siguientes plazos (31 de agosto 2004 y 2005), y el 5% en calidad de intereses por demora en el primer pago (31 de agosto 2003). Pero el Real Madrid decidió llevar el caso ante el Tribunal de Arbitraje Deportivo -último estamento deportivo donde recurrir-.

Representantes del Madrid y del Inter se reunieron ayer en Lausana para solucionar el caso. Ambas partes firmaron ayer este comunicado: "Dadas las excelentes reacciones entre ambos clubes, el FC Internazionale y el Real Madrid, con la estimable colaboración del Tribunal de Arbitraje Deportivo, han decidido definir la disputa relativa a la interpretación del acuerdo de traspaso del futbolista Ronaldo al club español en relación a la posición del jugador Solari. El Real Madrid pagará 8 millones de euros al FC Internazcionale".

En el comunicado se establece que el Madrid abonará 7 millones de euros antes del 30 de junio 2004 y el restante millón antes del 30 de junio 2005.

* Este artículo apareció en la edición impresa del jueves, 03 de junio de 2004.

Lo más visto en...

Top 50