Medio Ambiente tramita la cesión de tierras a colonos de Jaén

La Delegación de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía en Jaén acomete actualmente una docena de expedientes de deslinde en otros tantos montes, fincas o pequeños núcleos habitados para reconocer la titularidad de las propiedades a las familias de los colonos que habitan y cultivan estas tierras, en algunos casos, desde hace más de un siglo.

Las dos principales actuaciones se llevan a cabo en los montes de Navahondona y Río Madera, dentro del parque natural de Cazorla, Segura y Las Villas, donde se están deslindando más de 25.000 hectáreas.

El resto de expedientes se localiza en las fincas de La Aliseda (Santa Elena), La Torrecilla (Montizón) y en los municipios de Quesada, Pozo Alcón, Hinojares, Huesa y Santiago-Pontones. En dos de los casos, en las fincas de Los Calares y Las Malezas, la Junta se ha visto forzada a iniciar el deslinde tras las sentencias favorables obtenidas por los propietarios que acudieron a un juicio declarativo de dominio.

Los colonos han acreditado sus propiedades mediante los recibos que certificaban el canon anual que han pagado a la Agencia del Medio Ambiente y los ayuntamientos.

La delegada de Medio Ambiente en Jaén, Amparo Ramírez, valoró ayer la labor realizada por estos colonos "como los mejores guardianes de los montes" y para "asentar la población en muchas aldeas". Ramírez añadió que la intención de la Junta no es la de "renunciar a sus derechos históricos", pero sí actuar "con criterios de justicia social".

Más de 400 particulares han firmado las actas previas al deslinde del monte de Río Madera que, inicialmente, no incluye los núcleos habitados.

* Este artículo apareció en la edición impresa del jueves, 03 de junio de 2004.

Lo más visto en...

Top 50