Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
CARTAS AL DIRECTOR

Podemos pararlo

Hace poco he escuchado una noticia terrible: las lluvias a partir de ahora serán cada vez menos y más repentinas y violentas, lo que puede conducir desde a pérdidas en la agricultura, desastres ecológicos, e incluso pérdidas de vidas humanas. De hecho, ya ha empezado a pasar, y como muestra están los más de dos mil muertos en la isla de La Española.

Pero lo que más me ha asustado es la actitud con la que se ha dado la noticia, al aspecto de irreversibilidad que se le ha dado a la noticia, como si ese futuro fuera un hecho y no pudiera evitarse.

El cambio climático es consecuencia directa de nuestras acciones y, como tal, podemos evitarlo, tan sólo hace falta poner algo de nuestra parte. El Protocolo de Kioto ha sido un primer paso, pero un paso muy pequeño.

Nosotros lo hemos empezado, y nosotros podemos pararlo. Antes de mirar a las posibles consecuencias con resignación creo que deberíamos intentarlo.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 31 de mayo de 2004