Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Unos 400 iraníes protestan ante la Embajada británica

Unos 400 estudiantes iraníes se manifestaron ayer ante la Embajada británica en Teherán y lanzaron petardos y tomates contra la sede diplomática para protestar contra la entrada de "las fuerzas de ocupación" en las ciudades de Irak consideradas santas por los chiíes. Los manifestantes pedían el cierre de la representación y la "expulsión del embajador mercenario". Policías antidisturbios con porras y escudos impidieron a los jóvenes acercarse al edificio y detuvieron al menos a siete.

En las últimas semanas se ha agudizado la oposición en la República Islámica a las tropas de ocupación en Irak, lo que ha originado varias protestas frente a la representación británica, ya que la Embajada de Estados Unidos se cerró en 1980 tras la crisis de los rehenes.

Los estudiantes coreban lemas como "Abajo Estados Unidos, abajo Inglaterra". Hace dos domingos, unos 600 manifestantes se concentraron ante la misma embajada y lanzaron piedras contra el recinto, hasta que fueron dispersados por la policía.

Los combates que se desarrollan hace ya un mes en las ciudades consideradas santas para los chiíes por la presencia de varios mausoleos -como Nayaf, Kufa y Kerbala- han despertado encendidas críticas por parte del régimen iraní.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 24 de mayo de 2004