Crítica:TEATRO
Crítica
Género de opinión que describe, elogia o censura, en todo o en parte, una obra cultural o de entretenimiento. Siempre debe escribirla un experto en la materia

Palabras de ingenio

Desde Los verdes campos del Edén ha llovido mucho en la producción teatral de Antonio Gala, acaso impostado de clásico antes de hora. El tránsito hacia la banalidad se dio quizás en El hotelito, donde el ocurrente autor hacia una metáfora de la España de las autonomías en clave de un humor a lo Vizcaíno Casas, y desde entonces el escritor andaluz, en su vertiente de autor teatral, no ha hecho más que recurrir a bromas no siempre de buen gusto para explicarse lo que ocurre, o tal vez lo que le ocurre.

Inés desabrochada es un buen ejemplo de todo ello. Ya el título sugiere un ánimo deconstructivo que le pilla al autor un tanto a trasmano, ya que los verdes campos de la modernidad no figuran entre los territorios de su preferencia. Una chusca y apresurada relectura del Tenorio y de La Celestina, con la presencia escénica de sus personajes emblemáticos (Inés de Ulloa, Don Juan, Doña Brígida, que aquí es Doña Celeste), se fusiona a retazos con el recorrido incierto de una pareja de jóvenes, trasunto probablemente de la modernidad, donde un inmigrado embaraza a una monja, y ambos optan por la fuga del convento. Una especie de contrapunto a esta vuelta de tuerca de obras clásicas, al servicio de Concha Velasco más que de Nati Mistral, con Paco Valladares como un Don Juan venido a menos que se convierte, en escena, en un convidado de piedra. Todo ello asienta sobre una alegoría gótica en estado ruinoso, en la escenografía de Francisco Nieva, quizás lo más valioso de un montaje dicharachero que quiere deconstruir mitos con cierto desenfado. Que la Inés de Antonio Gala rechace al Don Juan de turno no es, a estas alturas, más que oportunidad de fin de siglo. Aunque el oficio, ciertamente, es mucho. Y brilla en el trabajo del trío protagonista. Incluso en la dirección de oficio de Pedro Olea.

Inés desabrochada

De Antonio Gala. Intérpretes, Concha Velasco, Nati Mistral, Paco Valladares, Valeria Arribas, Alvaro A. García. Vestuario y escenografía, Francisco Nieva. Dirección, Pedro Olea. Teatro Olympia. Valencia.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Regístrate gratis para seguir leyendo

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS