Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:

La gestión del ahorro, menos cara

Las gestoras de fondos de inversión rebajan las comisiones de suscripción y de reembolso

Mantener el ahorro en un fondo de inversión tiene un precio. Las entidades cobran por la gestión de este patrimonio y aplican, en algunos casos, comisiones tanto de suscripción como de reembolso. La cada vez mayor competencia entre gestoras ha vuelto a reducir este precio. En 2003, la comisión de gestión media ponderada ha bajado un 10,2%, al colocarse en el 1,13%.

Las comisiones de depósito suponen para todo tipo de fondos de inversión un coste adicional del 0,11% del patrimonio entregado

La comisión media ponderada de gestión de los fondos de inversión españoles ha bajado un 10,2% en 2003, al situarse en el 1,13%

Existen importantes diferencias, en lo que a comisión de gestión se refiere, entre los fondos de inversión mobiliaria (los llamados FIM) y los Fiamm. De media, los primeros mantienen unos gastos de gestión del 1,25% sobre el patrimonio que gestionan (oscilan entre un mínimo del 0,89% en los fondos de renta fija a corto plazo y un máximo del 1,81% en los fondos de renta variable internacional especializados en mercados emergentes) mientras que en los fondos de dinero, estos costes suponen un 0,84% de su capital, según el último informe de la Asociación de Instituciones de Inversión Colectiva (Inverco).

Aunque, en principio, la balanza en este terreno parece inclinarse a favor de los Fiamm, cuando se analizan los datos resulta que es a la inversa. En marzo de 2004 y en términos anuales, los fondos de dinero ganaron, de media, un 1,34%. Teóricamente si las entidades no aplicaran comisión de gestión, su rendimiento se hubiera situado, en promedio, en el 2,18%, de lo que resulta que ese gasto de gestión supone un 38,5% de la revalorización total. Al cierre del primer trimestre del año, los fondos de renta fija a corto plazo fueron los menos rentables, con un 1,74% de ganancias en los últimos 12 meses. Su comisión media de gestión es del 0,89% que representa un 33,8% de la revalorización total.

Esta diferencia de casi cinco puntos porcentuales no es nada si la comparación se hace entre los Fiamm y los fondos de renta variable internacional especializados en mercados emergentes. Estos últimos productos ganaron de marzo de 2003 a marzo de 2004 un 51,43%. Su comisión de gestión media es del 1,87%, un 3,5% del rendimiento global.

La conclusión de que los fondos de dinero son más caros para el partícipe que todo tipo de FIM sólo es cierta si se toman los datos del último año. No hay que olvidar que no hace demasiado tiempo muchos fondos de renta variable, nacional e internacional, tan sólo ofrecían a sus partícipes pérdidas, con lo que las comisiones de gestión tan sólo servían para aumentar éstas, mientras que en los Fiamm siempre han ofrecido resultados positivos.

Al margen de las comparaciones entre unos y otros, del estudio de Inverco se desprende que las entidades han rebajado de forma drástica sus comisiones de gestión en la última década. Los FIM las han reducido en un 23,3% de media -con variaciones entre el -12,7% en los fondos de renta fija internacional y el -42,7% de los fondos de renta fija nacional a corto plazo- mientras los Fiamm lo han hecho en un 32,4%. En ambos casos, estos costes están, en la actualidad, lejos de los máximos permitidos por la normativa vigente, que son del 1% en los Fiamm y del 2,25% en los FIM.

Frente a lo que sucede en otros países, las comisiones tanto de suscripción como de reembolso siguen sin imponerse de forma global en los fondos de inversión españoles, si bien es cierto que éstas han ido aumentado en los últimos años. Mientras los Fiamm aplican gastos de entrada, en promedio del 0,02% y de salida del 0,03%, en los FIM éstos varían, en el primer caso, entre un mínimo del 0,17% y un máximo del 0,47% y en el segundo (reembolso), entre un mínimo del 0,33% y un tope del 1,41%. Sin embargo, Inverco advierte que las comisiones por estos conceptos realmente aplicadas no son las establecidas en los reglamentos de cada fondo, pues se sitúan, en promedio, en el 0,03%.

Las comisiones de depósito suponen para todo tipo de fondos un coste adicional del 0,11% del patrimonio entregado.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 25 de abril de 2004