_
_
_
_
Reportaje:FUERA DE RUTA

La casa de 'Memorias de África'

El museo de la escritora danesa Karen Blixen en Kenia

La danesa Karen Blixen llegó a Kenia en 1914, cuando tenía 28 años, y puso en marcha junto a su esposo, el barón Bror Blixen, una plantación de café. La empresa fracasó, en parte debido a la excesiva altitud del terreno para el cultivo cafetero, y 17 años después, Blixen regresó a su país, colmada con las experiencias de su vida africana, que reflejó en libros firmados con un seudónimo masculino, Isak Dinesen. Autora de culto para creadores como Orson Welles, Truman Capote o Elisabeth Bishop, su obra más conocida, Lejos de África (Out of Africa), de 1937, inspiró la película de Sidney Pollack Memorias de África, protagonizada por Meryl Streep y Robert Redford y que ganó seis Oscar en 1985.

Más información
Colocados con 'mairundi'

Ese mismo año se inauguró en Nairobi el Museo Karen Blixen, en el que fue su hogar durante la mayor parte del tiempo que vivió en Kenia. La novela comienza con una frase célebre: "Yo tenía una granja en África, a los pies de las colinas del Ngong". El museo se encuentra en uno de los barrios más hermosos de las afueras de la capital, llamado Karen en su honor y en el que hoy viven la mayoría de los descendientes de los colonizadores británicos. Hermosas mansiones coloniales y jardines ocupan lo que en su día fue la granja de Karen Blixen, que tenía una superficie de 24 kilómetros cuadrados, de los que dos y medio constituían la plantación de café.

El antiguo jardín no es una excepción, y paseando entre cactus gigantes, cipreses y árboles de buganvillas que caen en cascada, se pueden contemplar en el horizonte las colinas de Ngong, cuya forma la describe a la perfección la palabra masai que les da nombre, y que significa nudillos.

La casa, construida en 1912, fue comprada por el Gobierno danés en 1959 y donada a Kenia después de su independencia. En comparación con las dimensiones de las viviendas de muchos de sus coetáneos europeos residentes en Kenia, la de Karen Blixen era bastante modesta. Pero quien busque encontrar una réplica exacta de la casa que aparece en el largometraje de Sidney Pollack se llevará una decepción. Sólo algunos exteriores se utilizaron para el filme, ya que el interior era demasiado angosto y oscuro para rodar la película. Sí se encuentran entre los muebles algunos de los objetos utilizados en el rodaje, como el gramófono o el reloj de cuco, y las ropas empleadas por los actores.

La máquina de escribir

Boletín

Las mejores recomendaciones para viajar, cada semana en tu bandeja de entrada
RECÍBELAS

Más valor tienen los muebles originales de Blixen -entre ellos, su máquina de escribir-, las réplicas de los cuadros con rostros y motivos africanos que pintó o las fotografías tomadas durante su estancia en África. En un rincón del museo, una pequeña tienda ofrece, a precios exorbitantes, artesanía típica africana que puede encontrarse a mejor precio en cualquier mercadillo de Nairobi, aunque un cartel advierte de que los libros de Dinesen y las postales son a beneficio de la Sociedad de Museos de Kenia, que emplea los fondos en conservar éste y otros enclaves históricos.

Cerca del museo pueden hacerse varias excursiones interesantes en sólo unas horas. Una de ellas es el paseo por las colinas de Ngong, que ofrecen preciosas vistas sobre las praderas masai. En las colinas se encuentra además la tumba de Dennys Finch-Hatton, gran amigo de Blixen, retratado como su amante en la película.

Otra opción cercana al museo es la visita al parque nacional de Nairobi, cuyo límite norte bordea la ciudad y el aeropuerto, y que constituye una buena oportunidad para acercarse a esa fauna salvaje cuyos ritmos y sonidos contribuyen a medir el portentoso tempo literario de la novela: jirafas, rinocerontes, hienas, gacelas o leones.

Y para comer, el restaurante KuDeTa, situado al final de Bogani Road, a tres kilómetros del museo. Dispone de una estupenda terraza y ofrece una gran variedad de platos, desde comida italiana hasta sushi.

GUÍA PRÁCTICA

Cómo ir- British Airways (902 111 333; www.ba.com) vuela a Nairobi (vía Londres) y ofrece una tarifa de ida y vuelta a partir de 500 euros, más tasas, para salidas hasta el próximo 23 de junio.- KLM (902 222 747; www.klm.es), ida y vuelta a Nairobi (vía Amsterdam), a partir de 620 euros, más tasas, hasta finales de junio.La visita- Museo Karen Blixen (00254 2 88 27 79; www.museums.or.ke/karen). M'Bogani House. Karen Road, Nairobi. Abierto todos los días de 9.30 a 18.00. Entrada: adultos, 200 shillings (2 euros, aproximadamente); niños, 100 shillings. La entrada incluye, si se desea, la explicación en inglés por guías voluntarios.- www.karen-blixen.dk. Para más información sobre la escritora danesa, la fundación y los archivos de su obra y el museo en Rungstedlund, Dinamarca.Información- Oficina de turismo de Kenia en Barcelona (932 92 06 55).- www.magicalkenya.com.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_