Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los nacionalistas vascos celebran hoy su Día de la Patria a la expectativa de una tregua de ETA

Los partidos nacionalistas vascos celebran hoy su Aberri Eguna (Día de la Patria) en una mezcla de desunión y perspectiva de recomposición de espacios, y marcándose unos a otros en la expectativa de una tregua de ETA sobre la que continuamente hablan pero que no termina de llegar. Pasada la jornada de hoy sin que se haya anunciado esa tregua, la próxima ocasión que barajan en sus especulaciones oscila entre la investidura de José Luis Rodríguez Zapatero y las elecciones europeas de junio.

Como es habitual, cada formación festeja la fecha de hoy por separado, aunque algunas convocatorias que pretenden ser embrión de uniones futuras. Es el caso de la que realiza Udalbiltza (la asamblea que reune a los electos locales nacionalistas nacida durante el Pacto de Lizarra y que ahora aglutina sólo a cargos del PNV y EA) y a la que acudirán dirigentes de ambos partidos. No obstante, PNV y EA mantienen también convocatorias separadas.

Del momento de confusión, tanteo y observación mutua y previsión de redistribución de espacios que vive el nacionalismo vasco no peneuvista en este Aberri Eguna da idea el hecho de que EA vaya a estar presente en tres actos de distinto signo: uno propio, en Gernika (Vizcaya) en el que reclamará una Euskadi independiente; otro, en Hondarribia (Guipúzcoa) con su socio en el Gobierno vasco, y otro con el llamado Foro de Debate Nacional que comparte con la antigua Batasuna. Éste quiere ser el referente de una nueva unidad de acción nacionalista cuando ETA lo posibilite con una tregua. Ni el PNV ni el sindicato mayoritario nacionalista ELA participan en él, pero lo siguen de cerca.

El PNV celebrará un acto político en Bilbao esta tarde con discursos del presidente de la ejecutiva, Josu Jon Imaz, y del lehendakari, Juan José Ibarretxe y centrado en la reclamación a la Unión Europea de que reconozca a Euskadi como una nación con derecho a autodeterminarse.

Volver a la legalidad

La ilegalizada Batasuna y su escisión Aralar no tienen acto propio y se limitan al del Foro de Debate Nacional, cuyas conclusiones se conocerán hoy, aunque por lo que se sabe no ha habido acuerdo para solicitar desde él la tregua a ETA. El portavoz de la formación ilegalizada, Arnaldo Otegi, ha llamado repetidamente en las últimas fechas a no crear expectativas sobre un alto el fuego de la banda terrorista, aunque la cree en disposición de efectuarlo. La energía de este sector la consume su situación fuera de la ley y la búsqueda del camino de vuelta a la existencia legal. "Nuestra suerte penal, política o legal está ligada al cambio político que se pueda operar a partir de ahora", señaló ayer Otegi en una entrevista al diario Deia. Y precisó su objetivo concreto: "El que podamos acudir a las próximas citas electorales va a ser un termómetro de la voluntad de Zapatero".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 11 de abril de 2004