Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El cineasta Alejandro Gamboa recrea los tópicos populares mexicanos

Un ciclo reúne la filmografía del realizador de 'El Tigre de Santa Julia'

La Casa de América de Madrid celebra durante el mes de diciembre un ciclo dedicado al cineasta mexicano Alejandro Gamboa. Ayer se presentó su último éxito, El Tigre de Santa Julia (2.600.000 espectadores en su país), que narra las aventuras del bandolero José de Jesús Negrete Medina, personaje popular mexicano que el cineasta recupera. "En la película flota la ingenuidad, es un cómic lleno de humor", aseguró ayer Gamboa.

En colaboración con Plural Entertainment y el Instituto de México en España, la Casa de América (www.casamerica.es/cine.htm) proyectará Perfume, efecto inmediato (1993), La primera noche (1997), La segunda noche (1999) y El Tigre de Santa Julia (2002), esta última una coproducción mexicano-española sin fecha de estreno en salas comerciales. El Tigre de Santa Julia, galardonada en el Festival de Cine Latino de Nueva York, fue presentada ayer por su director y por el presidente y el director de Plural Entertaiment, José Antonio Sainz de Vicuña y Carlos Fernández, respectivamente.

La película narra la vida de José de Jesús Negrete Medina, nacido en Cuerámaro (México) en 1880 y famoso Tigre del barrio de Santa Julia tras desertar del Ejército del dictador Porfirio Díaz. "El dicho popular dice 'te agarraron como al Tigre de Santa Julia', y hace referencia a cómo fue apresado el bandolero: defecando en una nopalera", explica Gamboa. "Ese momento es de lo poco que es seguro de la leyenda de El Tigre. Eso y que fue un desertor y un ladrón. Fue un personaje en gran medida creado por la prensa".

El director se inventa a un grupo de mujeres bandoleras que acompañan al ladrón y que son las verdaderas asesinas y cerebros de su banda. "En la época de la revolución mexicana, las mujeres participaban activamente en las luchas, eran bandoleras y vestían pantalones. Las mujeres que se quedaban en las cocinas eran las de la clase alta, y eso se puede ver perfectamente en la película", señaló el director. Gamboa afirmó que el cine mexicano sigue bajo mínimos, a pesar del buen momento creativo que vive gracias a cineastas como Alejandro González Iñárritu y Alfonso Cuarón. "En México hemos pasado en 20 años de producir 200 películas al año a producir 25. De todas formas, los peores momentos fueron en los ochenta. Desde el año 93, el cine empezó a remontar y ahora vivimos una etapa de resistencia. En el 93 dos películas marcaron la vuelta de los espectadores al cine nacional: Sólo con su pareja, de Alfonso Cuarón, y Como agua para chocolate, de Alfonso Arau".

Con fuerte carácter popular, el cine de ficción de Gamboa -que, tras varios años dedicados a la producción y dirección de programas para televisión, en 1997 saltó a la fama con su segunda película: La primera noche- pretende recuperar un cine de "tono ligero".

El Tigre de Santa Julia está interpretada por Miguel Rodarte, Irán Castillo, Fernando Luján, Isaura Espinoza, Cristina Michaus, Ivonne Monter y Adalberto Parra. "Era la primera película de Miguel, que es un actor de teatro y televisión. Miguel es feote, pero simpático. Un héroe como éste, ligero y popular, no puede ser guapo. Un guapo ni saca bien la pistola ni arrea bien a caballo".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 3 de diciembre de 2003