Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:

El equipo cartelera

El Atlético firma un acuerdo publicitario con la productora cinematográfica Columbia para lucir en su camiseta las películas que estrene

El Atlético es diferente. Desde los pies hasta la cabeza pasando por... la camiseta. El club rojiblanco tiene desde ayer un compromiso con la firma estadounidense distribuidora y productora de películas Columbia Tristar para promocionar sus estrenos en las carteleras españolas durante el curso 2003-04. Así, los pliegues de la zamarra rojiblanca mostrarán al comienzo del campeonato el logotipo del film Dos policías rebeldes II. Sucesivamente, según la compañía cinematográfica decida, irán cambiándose los títulos y las grafías: Spiderman II, Swat, Peter Pan o Hollywood: Departamento de homicidios.

El contrato, firmado por una temporada por cerca de dos millones de euros, supone una novedad en el mercado habitual de los equipos. Nunca había entrado en el mundo del fútbol una firma de entretenimiento -excepto el parque temático Terra Mítica, que ahora patrocina al Villarreal- y, sobre todo, nunca se había cambiado el mensaje de mes en mes. Esta circunstancia impedirá precisamente que los jugadores del Atlético intercambien sus camisetas con sus rivales. Se trata de una orden expresa de Columbia, que quiere hacer una promoción especial con los aficionados que consigan coleccionarlas todas.

Hasta hoy los sectores más representados en el pecho de los futbolistas son las grandes multinacionales del motor, como Ford y Renault en un pasado reciente, y Toyota (Valencia) o Citroën (Celta) en la actualidad; las cajas de ahorros regionales, como la de Navarra (Osasuna); constructuras, como Fadesa (Deportivo), y compañías de seguros, como Fiatc (Real Sociedad). Ello, al margen de las ventajosas condiciones que tiene el Madrid con la compañía alemana de telecomunicaciones, entre otras actividades, Siemens.

Al tiempo que Enrique Cerezo, el presidente del Atlético, firmaba su contrato en Madrid, tradiciones centenarias contra la exhibición publicitaria en la vestimenta empezaban a resquebrajarse. Su homólogo del Athletic, Ignacio Ugartetxe, anunció ayer mismo, informa Eduardo Rodrigálvarez, que su junta propondrá en la asamblea de compromisarios, el 27 de septiembre, que se apruebe la búsqueda de un sponsor para paliar la deuda del club, de casi dos millones. "Ya hemos recurrido al socio, a la plantilla [se ha rebajado un 15% las fichas anuales] y a las instituciones. Ha llegado el momento de explorar otras vías", dijo.

A su vez, Joan Laporta, el nuevo dirigente del Barcelona, pretende sacar hoy mismo, en la asamblea de su club, la autorización popular para exhibir también reclamos publicitarios. La semana pasada hizo público que tenía una oferta muy buena de los laboratorios Pfizer, que comercializan Viagra, un medicamento contra la impotencia masculina. Sin embargo, no se pudo llegar a un acuerdo por la reglamentación española sobre la publicidad de los fármacos.

Varias páginas eróticas también establecieron contacto meses atrás, en vano, con algunos clubes, como el Sporting o el Tenerife.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 22 de agosto de 2003