Petronor baraja otras alternativas al proyecto energético IGCC

Petronor estudia ya otras alternativas al proyecto IGCC (una planta para producir electricidad con gas natural y residuos de refinería), que tenía que haberse abierto este año según las previsiones iniciales. Esta inversión, la mayor prevista ahora en Euskadi, con 1.100 millones de euros, se está topando con la oposición del Ayuntamiento a Abanto a autorizarla. Petronor obtuvo el pasado año más de 192 millones de euro de beneficios.

La petroquímica necesita la recalificación de unos terrenos adyacentes a su refinería de Muskiz para la implantación del nuevo proyecto IGCC (Integrated gasification combined cycle). Pero todos los partidos del Ayuntamiento de Abanto, al que pertenecen, se oponen a la construcción de la planta. El nuevo alcalde, el peneuvista Manuel Tejada, manifestó públicamente la pasada semana el rechazo a la recalificación.

El consejero delegado, José Manuel De la Sen, afirmó ayer que no ha tenido ningún "contacto formal" con la nueva corporación, que mantendrá "en breve". Tras la Junta de General de Accionistas de la petroquímica celebrada el miércoles, sus responsables ya no se muestran categóricos en la realización del proyecto, que hace un año consideraban esencial para el futuro de Petronor para eliminar sus residuos de fuel-oil. "Seguimos con IGCC, pero miramos por el retrovisor a otros" proyectos, dijo el consejero delegado. Los planes que se barajan suponen inversiones cuatro veces inferiores. "Estamos explorando el mercado, porque está en continuo cambio", añadió. El informe presentado el miércoles a los accionistas indica que la disminución en la demanda de "fuelóleos obliga a la permanente consideración de otras alternativas de inversión".

La empresa espera disponer este año de la evoluación de impacto ambiental del proyecto, que debe emitir el Ministerio de Medio Ambiente, un paso clave para el futuro de la nueva planta. "A partir de ahí [la evaluación de impacto] tomaremos una decisión", dijo De la Sen, aunque afirmó que no hay ningún plazo fijado.

Petronor obtuvo el pasado año 192 millones de euros de beneficios después de impuestos, 19 más que en 2001. Sin embargo, el resultado operativo fue de sólo 31 millones de euros, frente a los 136 de hace dos años. El director económico, Pablo Urrutia, explicó esta gran disminución por las huelgas en las subcontratas y en la plantilla, que supusieron tres meses sin producción. La empresa se benefició, en cambió, del cobro de dividendos de Repsol y la venta de parte de su participación en CLH.

* Este artículo apareció en la edición impresa del jueves, 26 de junio de 2003.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50