Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Seis meses de reclusión para el menor que lesionó a una educadora en Ceuta

El adolescente de 16 años que fracturó la clavícula a una educadora en el centro de reforma de Punta Blanca en Ceuta ha sido condenado a otros seis meses de internamiento en régimen cerrado por el juez de menores de Ceuta tras celebrarse ayer un juicio rápido. Será la autoridad judicial la que decida ahora si la pena, que se suma a los tres meses de reclusión que cumple en la actualidad por hurto y amenazas a la Policía Local, se ejecutará en la ciudad autónoma o si se trasladará a un centro peninsular.

Los hechos ocurrieron el 31 de mayo cuando una monitora de 39 años, Celia A. C., reprendió al menor por golpear un balón contra una pared. El adolescente, de nombre Bilal, uno de los reclusos más conflictivos, le agredió con un brazo escayolado. Del fuerte golpe la educadora cayó inconsciente al suelo y el impacto le produjo un traumatismo craneoencefálico y una fractura en el hombro. Permaneció tres días hospitalizada.

Punta Blanca, que tiene una capacidad máxima de 17 internos, es el centro de menores más conflictivo de Ceuta. Tanto es así que un alto porcentaje de su plantilla está de baja psicológica debido a las presionesque sufren por parte de los internos, la mayoría con graves problemas de conducta.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 7 de junio de 2003