Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los beneficios de las cajas caen un 2,8% lastrados por La Caixa

El crédito crece en enero a un ritmo del 18%, similar al de 2002

Las cajas de ahorro tuvieron en 2002 un beneficio neto de 3.992,8 millones de euros, un 2,8% menos que el año anterior, por la caída del 30% en los resultados de La Caixa. Sin éstos, el beneficio hubiera crecido un 5%. Además, la menor aportación de las participadas y el fuerte descenso del resultado por operaciones financieras rebajaron los beneficios. El crédito creció en enero el 18%, tasa similar a la de 2002.

A pesar de la caída de los resultados consolidados, un total de 35 cajas presentaron incrementos en sus beneficios superiores al 6%. Además, las cajas como entidades matrices, es decir, sin tener en cuenta el efecto de sus participaciones industriales, consiguieron aumentar el beneficio un 4,9%. De la cuenta de resultados destaca la caída del 59,6% en las operaciones financieras y el crecimiento del 7,1% en las comisiones netas.

El comportamiento dispar de los resultados se produjo también por la decisión de numerosas cajas de adelantar la exteriorización de los fondos de pensiones que tienen comprometidos con sus empleados, lo que, por un lado, rebajó sus resultados pero, por otro, les aportó ventajas fiscales. Por eso, el resultado antes de impuestos cae un 15,3% frente al 2,8% de rebaja en el beneficio neto. Fuentes del sector calificaron el ejercicio como "un año que no ha sido malo, con resultados razonablemente positivos teniendo en cuenta la caída de los tipos, de los mercados de deuda y de la Bolsa".

Las cajas aprovecharon que los bancos no se centraron en el mercado nacional para cerrar 2002 con un incremento de cuota de mercado de 1,91 puntos en pasivo de clientes, con lo que ya tienen el 46,91% frente al 48,13% de la banca. En todo el ejercicio los recursos de clientes de las cajas subieron un 12,6% mientras que sus competidores sólo aumentaron un 5,4%.

En el lado de los créditos, las cajas robaron a sus competidores 1,91 puntos para conseguir el 45,64% del mercado frente al 49,27% de los bancos. En 2002 las cajas elevaron el volumen de créditos un 18,4% en España frente al 8,4% de la banca. Mientras tanto, la morosidad se mantiene en el récord histórico del 0,86% con una cobertura del 249%. En enero las cajas siguen al mismo ritmo ya que han elevado el crédito un 18%.

Este crecimiento ha provocado que la eficiencia, que refleja lo que gasta la entidad por cada cien euros que ingresa, empeore desde el 59,98% al 61,17%.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 20 de febrero de 2003