OPINIÓN DEL LECTORCartas al director
i

Grúas en el hospital

El pasado día 31 de octubre, a las 8.50, junto a la entrada del Hospital Infantil del Niño Jesús, estaban estacionadas (en doble fila) tres grúas municipales como 'tres buitres' a la espera de poder recaudar dinero fácil a costa de las familias que tenemos que acudir al hospital con nuestros hijos, y no por gusto.

Dicho día acudí con mi hijo a consulta a las nueve de la mañana, y cuál no sería mi sorpresa al comprobar que uno de los conductores de una grúa-buitre esperó a que aparcara el vehículo en la calle de Menéndez Pelayo (zona azul) para proceder a retirarlo exactamente a las 9.15. Los parquímetros no funcionaban porque han empezado a funcionar el día 2 de noviembre, teniendo que abonar la cantidad de 86,30 euros, aparte de la rabia contenida y el perjuicio ocasionado tanto a mi hijo como a mí, por tener que ir al depósito a retirarlo, pagar y, encima, pedir que el vehículo te lo bajen de la grúa. Sencillamente, vergonzoso.

* Este artículo apareció en la edición impresa del sábado, 09 de noviembre de 2002.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50