Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Edicions 62 celebra su 40º aniversario y sus 4.000 títulos publicados en catalán con una exposición

El sello editó su primer libro, 'Nosaltres els valencians', de Joan Fuster, en abril de 1962

Un total de 40 años, más de 4.000 títulos y casi 40 millones de libros publicados. Son las cifras con que Edicions 62 festeja la edición de su primer título, Nosaltres els valencians, de Joan Fuster. Fue el día de Sant Jordi de 1962, con la censura, y un mercado más limitado. Su objetivo, dar forma a una editorial en lengua catalana equiparable a los más importantes sellos europeos. Una exposición en el edificio Pantalla de Barcelona, donde ayer se celebró una fiesta, la publicación del catálogo de todo lo editado y el libro-homenaje Per molts anys culminan los actos de conmemoración.

Edicions 62: quaranta anys de llibres en català, que permanecerá abierta hasta el 5 de diciembre en el edificio de la plaza de los Àngels, ha sido dirigida por Jordi Cornudella y Ramon Bastardes, fallecido el pasado 24 de septiembre. A este último, fundador de la editorial con Max Cahner, está dedicado el catálogo 40 anys de llibres en català, 'el libro más importante editado por Edicions 62' en tanto que resumen de una 'obra colectiva', dijo ayer Josep Maria Castellet, presidente del Consejo de Administración de Grup 62 y alma literaria de la editorial a lo largo de casi toda su historia. Con el tiempo, continuó, 'se ha conseguido algo que se parece a lo que los fundadores idearon'. La portada del libro está diseñada por Miquel Barceló.

Castellet subrayó la doble vertiente de Edicions 62 en estos 40 años: 'Catalanidad y universalidad', con publicaciones de autores catalanes y traducciones de literatura y pensamiento universal. La exposición repasa este periodo y reserva un espacio a los efectos de la censura franquista sobre la producción de los primeros años con la exhibición del manuscrito amputado de Els altres catalans, de Francesc Candel. Hasta 1975 la censura había afectado al 22% de las publicaciones de Edicions 62, es decir, a 145 obras.

La exposición también recuerda los títulos y autores que más han vendido bajo el sello. Mecanoscrit del segon origen, de Manuel de Pedrolo, se lleva la palma. Le siguen Aloma, de Mercè Rodoreda, y Cròniques de la veritat oculta, de Pere Calders. La colección que más reimpresiones ha generado ha sido Millors Obres de la Literatura Catalana, con una media de 6,5 reediciones por título. El éxito de esta colección ayudó a la editorial a remontar la crisis suscitada por el ambicioso proyecto de la Enciclopèdia Catalana, a finales de la década de 1960, que se saldó con una separación de conveniencia. Año tras año, la exhibición documenta el proceso de consolidación y expansión de la editorial y la creación de Grup 62, donde se agrupan, además de Edicions 62, los sellos Empúries, El Aleph, Península, Racc 62, Diagonal y Luciérnaga; la distribuidora Enlace y una división de revistas.

El repaso permite también darse una vuelta por la evolución del diseño gráfico en las últimas cuatro décadas. Se inicia con los trabajos de Jordi Fornas, autor, entre otras, de las portadas de la colección de novela negra La Cua de Palla, con la que Edicions 62 se introdujo en los años sesenta en el terreno de la cultura popular. Y culmina con los trabajos de Enric Jardí y otros diseñadores. La resurrección de La Cua de Palla en 2003, con nuevas traducciones y un diseño revisado, marcará en buena parte el futuro inmediato de Edicions 62.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 7 de noviembre de 2002