Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Simancas afirma que la estación de Nuevos Ministerios es de 'dudosa rentabilidad social'

Rafael Simancas, secretario general de los socialistas madrileños y aspirante por el PSOE a la presidencia de la Comunidad, cargó ayer contra el Gobierno de Alberto Ruiz-Gallardón, acusándole de propiciar un 'estado de obras'. El candidato socialista anunció que si ganaba las elecciones, él no invertiría en actuaciones como la estación de Nuevos Ministerios -'de dudosa rentabilidad social'- o en parques temáticos. También adelantó que propiciaría un gran pacto social con empresarios y sindicatos.

Simancas, que compareció ayer acompañado del presidente de la FSM y portavoz en el Parlamento madrileño, Pedro Sabando, que apenas habló, inauguró el curso político en la Asamblea de Madrid con una crítica feroz contra el actual equipo de Gobieno de la Comunidad y, muy especialmente, contra su presidente, Alberto Ruiz-Gallardón. Sin tener en cuenta que no será el actual presidente regional su oponente en las elecciones de mayo, centró sus ataques en la política desarrollada por el jefe del Gobierno regional, al que acusó de supeditar toda su actividad a la próxima convocatoria electoral.

Afirmó tajantemente que a 'Ruiz-Gallardón le interesa llegar al próximo congreso del PP desvinculado de la Comunidad y de los problemas de su gestión'. Ésta es la razón, dijo, de que se haya adelantado el debate del estado de la región, anunciado para los próximos días 10 y 11. 'Está todo subordinado a las expectativas electorales del PP. Eso es inadmisible'. La fecha no le parece adecuada al secretario general de los socialistas de Madrid porque 'hay muchos madrileños de vacaciones. Y el curso político ni ha empezado'.

Menos obras

¿Y qué hará Simancas si gana las elecciones? No aclaró mucho, porque 'el programa electoral aún no está elaborado'. 'Nosotros pensaremos más en las personas que en las obras', dijo. 'Nosotros no haremos obras de nula rentabilidad social'. Y puso como ejemplo de obras inútiles la estación de Nuevos Ministerios, desde donde se puede facturar el equipaje hasta el aeropuerto, o los parques temáticos, que, aseguró, 'tienen más quejas que servicios'.

Por el contrario, promocionará actuaciones como un hospital para Parla o ambulancias para los pueblos de la región. Y propugnará un pacto económico y social entre Gobierno, empresarios y sindicatos. Simancas dibujó un panorama actual de la región -que él se proponía cambiar- en el que los ancianos están abandonados y la siniestralidad y la temporalidad laboral crecen. 'Sólo con lo que ha pasado este verano podríamos llenar el debate del estado de la región'. De lo que no quiso opinar fue de la boda de la hija del presidente del Gobierno, José María Aznar. Sí lo hizo Sabando con ironía: 'Nos gustaría saber cuánto cuesta casarse en El Escorial y qué hay que hacer para poder hacerlo'.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 3 de septiembre de 2002