Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PSPV castiga a una concejal de Alicante por indisciplina de voto

El grupo municipal del Ayuntamiento de Alicante ha acordado despojar de sus competencias a las edil Francisca Benavent por indisciplina de voto. Fuentes del grupo del PSPV aseguraron ayer que la concejal 'rompió voluntariamente' la disciplina de voto en el último pleno de la corporación, en concreto en el punto relativo a las antenas de telefonía móvil. En el momento de la votación, la concejal se ausentó de la sesión, aunque su votó constó como una abstención. 'Para el grupo, esto supone una ausencia activa', añadieron estas fuentes.

José Antonio Pina, portavoz grupo muncipal comunicará, hoy a Francisca Benavent oficialmente su desición de retirarle sus competencias en la comisión informativa de Hacienda y Contratación. Pina también dará traslado del acuerdo a la ejecutiva local del PSPV y alcalde, Luis Díaz Alperi. El portavoz asegura que la ruptura de la disciplina de voto por parte de la edil sin previo aviso supone 'la pérdida de confianza del grupo en las labores de representación que le había asignado a la edil'.

En principio, la ejecutiva local del PSPV, que lidera el senador Ángel Franco, se muestra conforme con el acuerdo del grupo. Franco, no obstante, resaltó la trayectoria de la edil tanto en el desempeño de su cargo público como militante de la formación política.

Este periódico intentó ayer sin éxito conocer la opinión de la edil sobre el expediente abierto por el grupo. La concejal Francisca Benavent ha estado históricamente ligada a Franco, aunque en los últimos meses sus relaciones se enfriaron hasta el punto que la edil apoyó a la concejal Carmen Sáchez Brufal en las elecciones primarias.

Dedicación exclusiva

Benavent mantiene, además, otra disputa que dirimirán los juzgados por el reparto del plus de dedicación exclusiva con su compañera de grupo María Elena Contreras. Ambas ediles firmaron un contrato privado para repartirse esos emolumentos. Sin embargo, Benavent acusa a Contreras de incumplir el pacto y ha acudido a los tribunales para reclamar las cantidades que, según ella, le adeuda su compañera. El portavoz del grupo municipal ha declinado valorar la disputa que mantiene sendas ediles, alegando que se trata de ' un asunto personal'.

Por otro lado, la ejecutiva local ha pospuesto hasta después del próximo día 14 la reunión con el grupo municipal para abordar una hipotética remodelación tras las elecciones primarias. El cambio más relevante será en la potavocía del grupo que deberá asumir el candidato electo a la alcaldía, el edil Blas Bernal. Al menos hasta esa fecha, Pina seguirá ocupando el cargo. Para Franco, lo más conveniente es que Bernal no asuma la portavocía hasta que sea ratificado oficialmente candidato a alcaldía por parte de las ejecutiva federal del PSOE, extremo que se producirá el día 14.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 11 de junio de 2002