Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Vecinos de Elche acusan a Eroski de derribar cuatro casas sin permiso

Vecinos de L'Aljub, a las afueras de Elche, han denunciado el derribo 'ilegal' de cuatro viviendas por parte de la empresa Erosmed Iberia, que construye un centro comercial del Grupo Eroski. Los propietarios, que actualmente negocian la venta de sus casas con abogados de la empresa, han anunciado que llevarán hoy el caso a los juzgados, pues aseguran que todavía no se ha llegado a un acuerdo.

El solar donde se establecerá el complejo comercial alberga doce viviendas. Los vecinos se asociaron para tratar en bloque la venta de sus casas. Pero, según denuncian, la empresa se negó a negociar en conjunto y empezó a visitar a los propietarios uno a uno. De este modo se produjo la adquisición de dos viviendas, pero el resto rechazó las ofertas de los abogados de Eroski y exigió un precio unitario.

Un portavoz de la empresa afirmó ayer que los vecinos plantean un precio desorbitado (781 euros por metro cuadrado), 'con la intención de especular'. Respecto a las cuatro viviendas derribadas, explicó que estaban 'en ruina'. Los propietarios afirman que utilizaban las casas como almacén. El resto, sin embargo, están habitadas. 'Ahora nos da miedo salir de casa por si aprovechan para tirarla', explica María Andreu, una de las vecinas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 6 de marzo de 2002