Duran afirma que nunca ha pedido encabezar las listas de CiU

'Pido que me dejen en paz'. Con esta contundencia respondió ayer el presidente del comité de gobierno de Unió Democràtica de Catalunya (UDC), Josep Antoni Duran Lleida, a la insinuación de que a Convergència Democràtica (CDC) tampoco le gusta que sea el democristiano quien encabece en las próximas elecciones generales la candidatura de la coalición.

El líder de Unió afirmó en Lleida que ni él ni su partido han solicitado nunca el número uno de la lista del Congreso de los Diputados, y añadió : 'Por tanto pido, porque creo tener derecho a hacerlo, que me dejen en paz, porque cuando no hay ninguna petición personal ni del partido, no tiene sentido que salga alguien afirmando que no se va a conceder determinada petición que no se ha producido'.

Más información
Duran rechaza las presiones de CDC y amenaza con la ruptura
Duran reclama la secretaría general de CiU para aceptar a Mas como sucesor de Pujol

Duran Lleida, que prefiere ser respetuoso con el silencio que se han impuesto los dos partidos sobre las conversaciones para una posible refundación de la coalición, indicó que su intención es permanecer en el Parlament lo que queda de legislatura y la próxima. 'No creo que Convergència Democràtica no esté dispuesta a aceptar que Unió encabece alguna de las listas electorales, y no digo ésta o aquélla, sino una. En caso contrario sería como pensar que no estamos hablando de una coalición', añadió.

El dirigente democristiano dijo que no existen elementos para pensar en un futuro fracaso electoral. 'Soy muy optimista, creo en la coalición y espero que si hay lealtad mutua, podamos llegar a buenos acuerdos'.

Las negociaciones entre Unió y Convergència se ultimarán a finales del mes próximo. Hasta el momento (véase EL PAÍS del pasado día 22), ambas formaciones han llegado al acuerdo de crear órganos ejecutivos con una presencia paritaria de ambos partidos. Respecto a que Duran Lleida encabece la lista, CDC no ve con buenos ojos que el líder democristiano cuente con el poder del grupo parlamentario en Madrid mientras la coalición puede haber perdido la Generalitat.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS