Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
GESTIÓN - LOS DEMANDADOS LLEGARON TARDE A LA FUNCIÓN DE "ARTE"

Alejandro Colubi, empresario del teatro Marquina, denuncia a nueve espectadores por amenazas y desperfectos

Alejandro Colubi, empresario del teatro Marquina, denunciará hoy en comisaría a un grupo de espectadores que el pasado sábado causaron desperfectos en el local y amenazaron a las acomodadoras después de que éstas les indicasen que no podían pasar a la sala porque habían llegado tarde y la función ya estaba en marcha. Según relató el propio Colubi, el sábado por la noche un grupo de nueve personas se presentó en el teatro minutos después de que comenzara la representación de Arte, la comedia de Yasmina Reza que triunfa desde hace año y medio y que ahora protagonizan Josep María Flotats, Carlos Hipólito y Rafael Castejón, que sustituye a José María Pou. En el vestíbulo del teatro, las acomodadoras les indicaron que, dado que la representación había comenzado, no podían acceder a la sala. "Esto ocurre en cualquier espectáculo, de teatro, de música... Y además lo advertimos con carteles en las taquillas y en el hall del teatro", destaca Colubi. En ese momento "comenzaron a insultar al personal, forcejeando, amenazando y agrediéndole, causando lesiones leves a una acomodadora. Además", añade el empresario, "intentaron forzar las puertas de acceso a la sala, causando varios desperfectos, al tiempo que pedían la devolución del importe de sus entradas".

Los trabajadores del teatro llamaron a la policía, cuyos agentes, una vez en el teatro, tomaron nota de la identidad de las personas que protagonizaron los incidentes, informándoles de que, si tenían alguna reclamación que hacer, lo pusieran por escrito en las hojas habilitadas para tal fin. "Así lo hicieron, pero, después de que se fuera la policía, se quedaron en el vestíbulo insultando y amenazando", continuó Colubi, para quien lo ocurrido fue "lamentable, propio de un país tercermundista: incluso esperaron a que acabara la función para increpar también a los actores". "Es inadmisible, por lo que los abogados de la empresa llevarán el caso a los tribunales", afirma Colubi, que calificó de "energúmenos" a los protagonistas de los incidentes. "Yo estaba fuera de Madrid y esta mañana [por ayer] me ha sido imposible presentar la denuncia, pese a que he estado en la comisaría de Leganitos toda la mañana, pero la haré efectiva mañana", aseguró el empresario.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 18 de enero de 2000