Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El belén se va de copas

Esto es un chiste: va el presidente del Sevilla y le dice al presidente de la comunidad: "Presidente, presidente, sabe que ahora nos llaman la novia... ¿? Porque vestimos de blanco y arrastramos la cola". Era un chiste, claro, porque Rafael Carrión se dirigía a Chaves en un momento de copas, jamón y cerveza: la fiesta navideña de Radio Sevilla (Cadena SER). Que si no, de qué.Luego aparece Antonio Sanz, el secretario general del PP andaluz, y le dice a Chaves que por qué no fueron el día anterior a jugar con ellos y con los parlamentarios del PA al fútbol sala. Y se hacen unas risas. Para la foto, que si no, de qué.

Después sale a escena el alcalde de la ciudad, Sevilla, luego Alfredo Sánchez Monteseirín y dice que no le ha tocado la lotería porque apenas juega. A él le pueden llamar "capillita", "asuncionista" y no sé qué más, pero jugador no. Él sólo jugaba cuando estaba en la Diputación porque había una lotera que les repartía a menudo. Que si no, de qué.

En estas, hace acto de presencia el portavoz parlamentario del PSOE, José Caballos -ayer Pepe- al que todo el mundo tocaba la solapa. Llevaba un pin prendido con la cabeza de Melchor, Gaspar y Baltasar que decía: amigo de los reyes magos. "Yo soy republicano, pero estos reyes me gustan, por eso lo llevo". Que si no, de qué. Por cierto, que al final de la fiesta, el pin se había trocado en un escudo del Sevilla. Es el equipo del portavoz desde que era pequeñito.

Antonio Sanz, por el contrario, dice que es del Madrid. Pues menos mal que le ha tocado la lotería, porque con el Real, este año no saca ni lana para una pelota. Le ha arañado al bombo 15.000 pesuletas, que han caído en la sede popular de Cádiz. No está mal. Es una referencia para votar los presupuestos regionales.

A los políticos lo que les tocaba ayer era eso, los presupuestos. A Magdalena Álvarez se le olvidó incluso maquillarse. Las mujeres que, además, trabajan fuera de casa, sufren estos percances. La consejera de Economía, como casi todos, va de sarao en sarao estos días navideños, y eso acarrea un doble problema: si se bebe, no se pueden defender los presupuestos como Dios manda; y, si se come, se engorda. "Es que luego no me entran los trajes, no puede ser".

Mala fecha para ponerse a plan, pero no para hacerlos. Por ejemplo: el alcalde, Monteseirín, dialoga con una tal Pepa. Esta mujer es médico y trabaja temporalmente en Guinea Ecuatorial. Al alcalde le gusta la idea y se apunta a un viaje. "Pero búscame un hotelito en la ciudad, que no esté alejado del mundo".

Eso, eso, que para alejarse del mundo, sólo hay que beber unas copas. O perder unas elecciones. Eso le ocurrió a Soledad Becerril hace unos meses y ahora aparece y desaparece en las fiestas con la misma rapidez que entran y salen de los tribunales los presidente de los clubes de fútbol.

También se fue muy pronto Blas Ballesteros, el concejal de Tráfico. ¿Pero, cómo se puede ordenar el tráfico tomando copas? "Yo, por dios, pero si sólo me he tomado una cerveza sin alcohol". Bueno, pase por hoy, cuidado que le piso, voy a ver qué cuenta el anfitrión, José Carlos Herreros, director de la Cadena SER en Andalucía: saluda y saluda.

Y qué dice José Caballos: que "la tortilla está muy buena, por favor señorita, otra de tortilla".

Para ir terminando, Esperanza Sánchez: "Os voy a contar un chiste". "Un tipo pide una cerveza y el camarero le pregunta, ¿de presión? ¡Qué depresión!, alcoholismo, ¿es que no se nota, o qué?".

Alcoholismo no, pero chispazo, alguno habría ayer. Estamos en Navidad, días de vino y jamón. Por eso, el que más y el que menos, dice cosas raras. Que si no, de qué.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 23 de diciembre de 1999

Más información

  • Unos días de Navidad son suficientes para que Chaves y Sanz rían juntos o Carrión se mofe de la suerte sevillista