Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Fundición se incorpora a una red de exhibición teatral alternativa

La sala La Fundición, ubicada en el barrio bilbaíno de Deusto (calle Francisco Macía, 1 y 3), se ha incorporado a la Red de Teatros Alternativos, que proponen mostrar "un retorno a lo artesanal del teatro de siempre" a través de un circuito de exhibición estable. Esta red surge del proyecto Intersalas, que desde hace cuatro años ha programado en salas de distintas comunidades autónomas espectáculos de pequeño formato."Las características de este tipo de teatro son el bajo costo de los montajes, la austeridad en los modos de producción, el aguzamiento del ingenio, motivado por los escasos medios disponibles, y la intimidad en la relación público-actores", explican sus promotores. El resultado son unos montajes en los que se potencian el carácter de encuentro y se da prioridad al proceso de creación.

Dentro de la programación de la red alternativa, La Fundición presenta este año dos espectáculos de características muy diferentes, uno inspirado en obras de Shakespeare y otro que parte de textos de Manuel Cortés, un autor gallego contemporáneo.

Tragedias

Shakespeare a pedazos (días 5, 6 y 7 de noviembre, 20.30 horas), puesta en escena por la compañía Teatro di Caretto, de Madrid, se ha basado en tres de las más importantes tragedias del dramaturgo inglés (Macbeth, Ricardo III y Hamlet) , unidas por el recurso del teatro dentro del teatro.

Bajo la dirección de Jorge Muñoz y Blanca Portillo, llevan a su espectáculo escenas de Shakespeare, trufadas de la vida entre los propios actores de la compañía de ficción. "Queríamos hacer que el público disfrutara con las grandes tragedias, pero también mostrar qué había detrás de los personajes, cómo es un actor, que hay entre bambalinas, las emociones, odios, envidias, peleas y amistades que nacen entre las personas que forman una compañía de teatro", aseguran. "Y mostrar, además, al espectador el truco de la interpretación y hacerle partícipe del espectáculo".

El grupo Teatro Chevere, de Santiago de Compostela, pondrá en escena A rutina é o deber de todas las criaturas, un obra que definen como "una alucinante combinación de protagonistas con reacciones compulsivas y como fondo, un bestiario que habla del ser humano como el animal capaz de convertir en hábito la más extensa gama de costumbres estúpidas" (Días 19, 20 y 21 de noviembre, 20.30 horas).

El montaje del grupo gallego se presenta como un recital fragmentario, interpretado por actores y músicos. Sobre le escenario el juego de "animales de rutinas racionales" se basa en el uso del blanco y el negro, y la oposición de lo masculino, lo femenino y lo neutro, y sobre todo la música. El espectáculo utiliza partituras originales que son interpretadas con piano, guitarra y violonchelo.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 2 de noviembre de 1999