Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
EL PROCESO DE PAZ

Ibarretxe dice que su partido dialoga "con todos los que aportan algo al proceso de paz"

El PNV y el Gobierno vasco salieron ayer en tromba para desmentir que el documento que la policía francesa requisó en marzo, supuestamente al etarra José Javier Arizkuren, Kantauri, fuera el resultado de las negociaciones que dirigentes de este partido mantuvieron con ETA en julio del pasado año. A pesar de las coincidencias del articulado con el desarrollo político de los últimos 18 meses, el lehendakari, Juan José Ibarretxe, negó que el PNV haya suscrito algún documento con ETA "ni público ni privado". No obstante, preguntado en la cadena SER por las conversaciones entre el PNV y la organización terrorista, el lehendakari no las negó: "Mi partido mantiene conversaciones con todos los que tienen algo que aportar al proceso de paz".El presidente vasco, que anteayer se reunió en La Moncloa con el jefe del Gobierno, José María Aznar, identificó el papel como uno de los muchos documentos que ETA remitió a su partido, pero que ni el PNV ni EA firmaron, y atribuyó su filtración a una "obsesión enfermiza" del Ministerio del Interior.

Ibarretxe no acudió ayer al Parlamento vasco, donde los partidos no nacionalistas criticaron al PNV y EA. "No deja de ser un papel de ETA con sus legítimas aspiraciones", dijo en la Cadena SER.

Objetivos coincidentes

El presidente del PNV, Xabier Arzalluz, fue más explícito respecto a esas coincidencias y las justificó porque los objetivos de soberanía y territorialidad del PNV y de ETA coinciden, aunque discrepen de los modos y de las formas. "Forman parte de nuestro fin fundacional desde Sabino Arana. La meta la compartimos, el problema son los modos y los tiempos, y les dijimos que si hacemos algo juntos tiene que ser por consenso, y sin olvidar que nosotros somos el partido mayor", dijo. Más crítico con la filtración de la noticia fue el portavoz del PNV, Joseba Egibar: "El ministerio de propaganda" está "intoxicando y ensuciando" el proceso de paz.El presidente de EA, Carlos Garaikoetxea, ratificó que ni "PNV ni EA tienen compromiso alguno con ETA". Para Garaikoetxea, el documento "puede ser de ETA". "Pero que nadie confunda eso con acuerdos", declaró. Por su parte, el portavoz de Euskal Herritarrok, Arnaldo Otegi, dijo que los papeles importantes son los firmados por los nacionalistas en los últimos meses.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 2 de octubre de 1999